La Junta equiparará el permiso de paternidad y maternidad entre empleados públicos

Presentación del anteproyecto de ley 26-03-2018
EUROPA PRESS
Actualizado 26/03/2018 13:50:06 CET

   La futura ley para conciliación amplía las deducciones para cuidado de menores al domicilio y a la cesión del permiso de maternidad al padre

   VALLADOLID, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

   La Junta de Castilla y León equiparará progresivamente el permiso de paternidad (cuatro semanas) con el de maternidad (16 semanas) entre los empleados públicos y ampliará las deducciones para el cuidado de menores al domicilio y a la cesión del permiso de la madre al del otro progenitor.

   Estas son algunas de las medidas que se contemplan en el anteproyecto de ley de apoyo a la conciliación, corresponsabilidad y eliminación de la brecha salarial de género, la primera de carácter autonómico y pactada en el marco del Diálogo Social (dentro de los acuerdos firmados el 15 de febrero), que prevé 87 acciones, 51 de conciliación, 24 para la eliminación de la brecha salarial y otras doce de carácter transversal o general, y que la Junta pretende aprobar para su remisión a las Cortes antes de verano.

   El anteproyecto se ha presentado este lunes en la Consejería de Familia por su titular, Alicia García; el consejero de Empleo, Carlos Fernández Carriedo; el presidente de la Confederación de Organizaciones Empresariales de Castilla y León (Cecale), Santiago Aparicio; y representantes de UGT y CCOO, entre ellos sus secretarios autonómicos, Faustino Temprano y Vicente Andrés, respectivamente.

   Entre algunas de las medidas que se pondrán en marcha figura promover el aumento de padres que cogen permisos y equiparar los de los padres en el ámbito público de las cuatro semanas actuales con el de las 16 de máximo a las que pueden acceder las madres, algo que la Administración se hará de forma "progresiva", ha explicado la consejera, quien ha señalado que también se trata de fomentar que en las excedencias y reducciones de jornada participen más los hombres.

   Por otro lado, la consejera ha concretado que las deducciones fiscales irán encaminadas al cuidado de menores en centros pero también en domicilios o el fomento del uso de permiso de maternidad cedido por las madres al otro progenitor.

   Alicia García, tras destacar la importancia de que el texto esté consensuado y ahora se abra a la participación social, ha destacado que se trata de un nuevo instrumento que persigue la igualdad, para lo que por un lado contempla el reconocimiento del derecho a conciliar y, por otro lado, garantizar la igualdad de oportunidades para eliminar la brecha salarial de género, para lo que se impulsarán medidas tanto en el ámbito público como en el privado.