Lucas asegura que el vino "inspira los mejores sentimientos", anima el corazón, facilita la amistad e invita al heroísmo

Lucas Durante Su Intervención En La UEMC.
EUROPA PRESS
Actualizado 03/07/2012 15:45:54 CET

VALLADOLID, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente primero del Senado, Juan José Lucas, ha asegurado que el vino, en cantidades moderadas, "inspira los mejores sentimientos, anima el corazón, facilita la amistad e invita al heroísmo" y, en definitiva, forma parte de la cultura, la tradición y los sentimientos.

Lucas se ha expresado así en declaraciones a los medios minutos antes de participar en el Curso de Verano de la Universidad Europea Miguel de Cervantes (UEMC) titulado 'El vino, un mundo sin secretos', donde ha pronunciado la conferencia 'El vino y la política'.

El ex presidente de Castilla y León ha explicado sus experiencias de "muchos años dando a conocer el vino" de la Comunidad, cuyas bondades ha alabado "en cantidades moderadas, como todo en la vida" porque "en cantidades excesivas también es mala el agua".

Juan José Lucas, que ha recordado que en su familia también han tenido vino, ha incidido en que "ese vino rural" ha cambiado ahora y se ha convertido en un elemento "más de riqueza que de autoconsumo" y esa transformación la ha sufrido Castilla y León "de una manera patente".

En este contexto, ha recordado que cuando acudían a Madrid "en los primeros años de Aznar" el Ribera de Duero era "casi desconocido" y lo pedían en todos los sitios, pero en muchos restaurantes, algunos de ellos "importantes", decían que no había, algo que cambiaba la segunda vez que acudían. "Se ha fomentado a base de pedirlos", ha añadido.

Por otro lado, el ex presidente de Castilla y León ha asegurado que "hay que descubrirse" ante vinos que han "mejorado muchísimo" como los de Toro, El Bierzo, Verdejo o Cigales.

Juan José Lucas ha incidido en la poca cantidad de vino con denominación de origen, que supone un signo de calidad, y ha puesto como ejemplo el Ribera del Duero, por ser el más conocido, del que sólo hay plantadas 18.000 hectáreas que considera "muy poco".

ANÉCDOTAS POLÍTICAS.

En su conferencia, tal y como ha relatado a los medios antes de su intervención, también ha detallado anécdotas vividas con dirigentes políticos "importantes" a los que ha dado a conocer los vinos.

Así, ha recordado una visita con 50 empresarios de la Comunidad a Cuba, donde de madrugada, en el Palacio de la Revolución, Fidel Castro sacó un Vega-Sicilia "y estuvo hablando de las delicias del vino de esta tierra".

De la misma forma, ha recordado una cumbre hispano-alemana en Segovia, donde acudió el canciller Schröder, quien habló de vino --"estos socialistas descubren cosas buenas", ha comentado Lucas-- y en la mesa en la que estaba junto a Aznar, dos embajadores y secretarios de Estado el germano se puso a hablar de vino, algo que el ex presidente de la Junta percibió que conocía "muy bien".

Juan José Lucas ha explicado que el por entonces canciller alemán contó que un día "casi se separa de su mujer" porque entró a la cocina y estaba cocinando con un Petrus, lo cual entendía que era ofensivo. Además, ha recordado que Schroder le dijo que para marchase contento de Castilla y León quería que le regalasen una botella de Vega-Sicilia "y a la media hora tenía una caja en su habitación del Parador de Segovia".