Más de un centenar de empleados públicos se concentra en Valladolid para reclamar la devolución de la extra

 

Más de un centenar de empleados públicos se concentra en Valladolid para reclamar la devolución de la extra

Concentración de empleados públicos en la Consejería de Hacienda
EUROPA PRESS
Actualizado 17/12/2013 22:41:17 CET

VALLADOLID, 13 Dic. (EUROPA PRESS) -

Más de un centenar de empleados públicos de la Junta de Castilla y León ha reclamado la devolución de la paga extra suprimida por el Gobierno con una concentración ante la Consejería de Hacienda que pretende recordar "con tristeza, con rabia y con decisión" que hace un año les "expropiaron" esta cuantía de su nómina.

Quinidio Martínez, miembro de la Plataforma de Empleados Públicos (Pladepu), ha explicado que la concentración se enmarca en las convocadas los "viernes negros", que se desarrollan desde hace 19 meses, pero en esta ocasión de forma más contundente por celebrarse antes de las vacaciones de Navidad para recordar la supresión de la paga.

A este respecto, ha recordado que ya advirtieron que esta decisión se iba a volver "contra" la política económica del Gobierno porque detraía y restaba de la capacidad de consumo en Castilla y León más de 200 millones de euros, algo que comerciantes y gente en la calle ya reconoce que no ha servido para resolver la crisis sino para que el Gobierno se ponga una especie "de farol, de maquillaje" de su política de ahorro.

Por ello han reclamado que el Gobierno, después de varias sentencias que dicen que hay que devolver parte de la paga extra "porque hasta la tramitación la hicieron mal", "cuanto antes" empiece a devolver la paga extra. Los funcionarios han utilizado en la protesta "matracas" artesanales como símbolo del retroceso que sufren en sus derechos y de que no van a tener "ni para pilas".

Al grito de "Beteta, vete a hacer puñetas", han reclamado la devolución, para la cual, en la asamblea celebrada en la Consejería de Hacienda, han propuesto un calendario y fechas concretas para la devolución, concretamente el equivalente a 90 días en febrero y el resto en la nómina de septiembre.

Además, Martínez ha explicado que reclaman que se devuelvan todos los derechos que quitaron a los funcionarios como los días de permiso que se restaron, el aumento de la jornada o el cien por cien de percepciones en los casos de enfermedad "porque todo eso tiene un ahorro tan simbólico que el coste social y el desprestigio de los empleados públicos no compensa lo que el Gobierno ha ahorrado".

Martínez ha añadido que sólo ha servido para crear más paro porque, por ejemplo, en Castilla y León el aumento de la jornada ha servido para contratar muchos menos interinos en Educación y Sanidad sobre todo.

GENERACIÓN DE PARO

"No se pueden consentir que un Gobierno que ganó las elecciones diciendo por activa y por pasiva que su primer punto del programa electoral eran los parados sea el que más ha creado con el truco de aumentar la jornada a los funcionarios", ha señalado el miembro de Pladepu, quien ha afirmado que "es absolutamente necesario" que se reponga la capacidad de contratación de la Administración para cubrir bajas por enfermedad, vacaciones o por otros motivos. "Esta Comunidad tiene poco margen para crear empleo privado y el público es fundamental", ha aseverado.

Por otra parte, Quinidio Martínez se ha referido al que considera "cuarto" plan de ahorro y reforma de la Administración que ha presentado el consejero de la Presidencia, José Antonio de Santiago-Juárez.

En este sentido, ha explicado que hay cuestiones que les parece bien porque hay cosas que "son de perogrullo", pero en otras consideran una "vergüenza" que no lo hayan hecho en tres años y, por otro lado, están "muy en contra" de otras como reducir la capacidad de control de los órganos como el Consultivo, al que se le limita la capacidad de presentar informes, o de que se supriman muchos órganos de consulta, asesoramiento y participación.

"Porque los políticos de la Junta tiene un gran problema, nadie les controla, las Cortes no controlan a la Junta y los organismos sirven para tener algo de información y control", ha señalado, tras lo que ha recordado que la corrupción es el segundo problema que más preocupa, "lo que quiere decir que los políticos lo están haciendo muy mal y alguien les tiene que controlar, si no son las Cortes tendrán que ser los ciudadanos".

En cuanto a la reunión de la Mesa de la Función Pública para hablar sobre la paga extra, Martínez ha calificado de "charlotada" que el Gobierno central diga una cosa, el autonómico otra o que algunos ayuntamientos ya la vayan a pagar.

"Esto no es serio", ha dicho el miembro de la Plataforma, quien ha asegurado que no puede ser que el secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, diga que hasta que no salga la sentencia del Tribunal Constitucional no va a aplicar otras sentencias porque cuando admitió la demanda del Gobierno contra las comunidades que adelantaron la paga del año pasado nunca dijo que hubiera que suspender esa medida.

Así, considera que si las leyes se siguen aplicando siempre hasta que no dicta sentencia, deberían cesarse a Beteta porque "no tiene ni idea", ya que, a su juicio, se podrán devolver las pagas y luego el TC "diga lo que diga, se verá cómo se resuelve el asunto".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies