Néstor Fernández, director de la empresa segoviana Trackter!, recibe el Premio Joven Empresario de Castilla y León

Actualizado 16/11/2009 23:37:36 CET

La vallisoletana Raquel Ibáñez obtiene el Premio Joven Iniciativa Empresarial por su proyecto 'Science Circus'

LEÓN, 16 Nov. (EUROPA PRESS) -

El segoviano Néstor Fernández, propietario y director general de la compañía Trackter!, recibió hoy el Premio Joven Empresario 2009, concedido por la Federación de Asociaciones de Jóvenes Emprendedores de Castilla y León (AJE).

La compañía cuenta en la actualidad con diez empleados a tiempo completo, aunque en los meses de mayor actividad alcanza los 160 trabajadores eventuales. El pasado año facturó 1,2 millones de euros y en 2009 alcanzará los 1,5 millones, un crecimiento que "llena de orgullo" a los responsables de la iniciativa, según señaló el propio Néstor Fernández.

La empresa está dividida en cuatro departamentos: Aventura, Animación, Alquiler de material para eventos y Robótica. Esta última sección forma la "joya de la corona" de Trackter!, ya que dispone de su propia ingeniería mecánica y de robótica para su aplicación a eventos, ferias, exposiciones, acciones promocionales y puntos de venta.

"Los robots o réplicas de robots famosos, que construimos al 100 por ciento, son nuestro tesoro más preciado", aseguró Fernández, ya que han contribuido a que la firma se convierta en una "referencia" en el campo del ocio a nivel nacional.

La empresa segoviana nació hace diez años con el objetivo de cubrir las "nuevas necesidades de ocio" que comenzaban a surgir y hoy trabaja en toda España, además de atender a clientes de Portugal, Francia, Gran Bretaña y países como Abu Dhabi.

En cuanto al Premio Joven Iniciativa Empresarial, fue otorgado a la vallisoletana Raquel Ibáñez, por su proyecto 'Science Circus', una plataforma concebida para acercar el mundo de la ciencia al gran público.

LA CIENCIA, "VITAL" PARA EL BIENESTAR

Raquel Ibáñez es doctora en Biología Molecular por la australiana Mac Querie University y en la actualidad trata de lograr financiación para esta iniciativa empresarial 'Science Circus'. En su opinión, la ciencia es "vital" para el desarrollo y el bienestar y la sociedad "vive de espaldas" a los avances.

Para Ibáñez, los ciudadanos deberían contar con una formación científica básica que les permitiera comprender y participar en un mundo cada vez más marcado por la ciencia y la tecnología.

De este modo, 'Science Circus' tiene como objetivo último estimular la curiosidad innata para generar jóvenes expertos capaces de competir con otros países, mediante la potenciación del desarrollo tecnológico y científico del país.

La gala de los Premios Joven Empresario se celebró en el Parador San Marcos de León y contó con la presencia de diferentes representantes políticos y empresariales como el delegado del Gobierno en Castilla y León, Miguel Alejo; el secretario general del PSCL, Óscar López y el consejero de Familia e Igualdad de Oportunidades de la Junta de Castilla y León, César Antón Beltrán, entre otros.

UN "EJEMPLO" E INCENTIVO

César Antón alabó el "esfuerzo, la iniciativa y la adaptación a los cambios" de los jóvenes empresarios en el actual contexto económico, ya que son un "ejemplo" y un incentivo para otros proyectos. "Felicito a todos los participantes de todas ediciones y a los premiados de esta edición porque están cumpliendo estos objetivos y sobre todo, sirviendo de ejemplo y de ánimo a otros proyectos", recalcó.

Por su parte, el presidente de la Federación de Asociaciones de Jóvenes Emprendedores de Castilla y León (AJE), Jesús Pérez Carbonero, explicó que iniciativas como los galardones concedidos hoy refuerzan el valor de los jóvenes.

Al mismo tiempo, aseguró que el papel del joven empresario es "absolutamente vital" para la recuperación económica, ya que cualquier atisbo de recuperación "no puede darse" en una sociedad sin tener en cuenta a la juventud. "Una gran empresa se puede ir, puede deslocalizarse, pero un joven empresario es muy difícil que se vaya de sus lugares y sus arraigos", concretó.

Igualmente, apuntó que las ayudas que destinan las administraciones para este apartado "nunca son suficientes" porque todo lo que sea fomentar el espíritu emprendedor debe ser una política "vital" para cualquier entidad.

Finalmente, Óscar López manifestó que para el PSCL el empresario es "un bien a proteger" y afirmó que los jóvenes y los empresarios son dos especies "en peligro de extinción" en Castilla y León, dos colectivos a los que expresó el apoyo de la formación política