Pablo Fernández lamenta que la Junta "continúe poniéndole una alfombra roja" a Berkeley

Pablo Fernández en Ciudad Rodrigo, 18-6-18
PODEMOS
Actualizado 18/06/2018 17:44:52 CET

SALAMANCA, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Podemos en Castilla y León, Pablo Fernández, ha lamentado que la Junta de Castilla y León sea "la única administración que continúa poniéndole una alfombra roja a la multinacional Berkeley para que sigan las tropelías en el campo charro", en referencia a la mina de uranio que esta empresa pretende abrir en Retortillo (Salamanca).

En ése sentido, ha confiado en que el trabajo que llevan tanto tiempo realizando los activistas en contra de la mina, junto a las intenciones de la Unión Europea y el Congreso de los Diputados, sea suficiente para "paralizar la mina" y "el menoscabo" al medioambiente.

Así lo ha señalado durante su visita a Ciudad Rodrigo (Salamanca), dentro de "la recta final" de la campaña '¿Qué Castilla y Léon quieres? Las personas, lo primero', donde el también procurador en Cortes ha recopilado "propuestas, sugerencias y quejas de sus vecinos".

Según la información facilitada por Podemos a Europa Press, la despoblación ha ocupado "gran parte" de las propuestas recabadas y, a este respecto, Pablo Fernández ha desglosado una batería de propuestas destinadas a su remisión como son "la apuesta por los servicios públicos en todo el territorio, especialmente en el ámbito rural", una nueva definición del modelo productivo que genere "empleo de calidad", medidas de discriminación positivas para quienes decidan desarrollar un proyecto vital en municipios de menos de 500 habitantes, o el apoyo a PYMES y autónomos.

En ésa línea, ha defendido "la necesidad de implantar un Plan Estratégico para pymes y autónomos, así como una Ley de Segunda Oportunidad"; como "colectivos relevantes" en Ciudad Rodrigo, ha asegurado que "deben beneficiarse de políticas que prioricen la reflotación de negocios que pasen por dificultades".

Además ha señalado que la tasa de desempleo en la ciudad alcanza el 21 por ciento, mayor que la media de Castilla y Léon, por lo que ha propuesto un plan de reindustrialización "para que la comarca no quede atrás".