SIETE RAZONES PARA NO PERDERSE LA SEMANA SANTA DE PALENCIA

Palencia. La Piedad en la iglesia de San Agustín
EUROPA PRESS
Actualizado 08/04/2017 13:25:47 CET

PALENCIA, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Semana Santa de Palencia, declarada de Interés Turístico Internacional en 2012, es la "solemidad y rigurosidad" por escelencia en el que toda una ciudad se vuelca en cada uno de los desfiles procesionales, ya que todas y cada una de las nueve cofradías palentinas participa en todas las procesiones programadas. Se trata de una peculiaridad que obliga a no perderse la Semana Santa de Palencia por varias razones:

1.- Cinco siglos de antigüedad

2.- Las nueve cofradías desfilan en cada una de las procesiones programadas.

3.- El sonido del 'Tararú', una trompeta larga que marca el ritmo del desfile y que puede sonar ininterrumpidamente hasta un minuto.

4.- El saludo de los estandartes que se inclinan, en señal de respeto, ante los estandartes de otras cofradías y a la salida de los pasos.

5.- La llamada de los hermanos. Un grupo de cofrades, la madrugada del Jueves Santo, llama a la puerta de otros hermanos con tres toques de vara y el sonido del 'tararú' para avisar de la procesión.

6.- La colación. El premio que reciben los cofrades el Domingo de Resurrección por su penitencia y esfuerzo y que consiste en pan de anis y limonada.

7.- Silencio, solemnidad y sobriedad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies