Los tres mineros palentinos encerrados en la delegación de la Junta abandonan su reclusión después de 36 días

Actualizado 13/07/2012 15:45:37 CET

PALENCIA, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los tres mineros palentinos que llevaban encerrados en la subdelegación de la Junta en la capital palentina desde el pasado 7 de junio han abandonado esta mañana su reclusión después de 36 días.

Pasadas las 12.20 horas, José Primo, Luis Miguel Hernández y Luis Sandino han salido del que ha sido su hogar durante más de un mes arropados por un centenar de personas y entre aplausos, sonidos de bocinas y tracas.

Minutos antes, los tres mineros de la cuenca del norte de la provincia esperaban para salir con todos sus enseres recogidos, aunque, como ha apuntado Primo, "la guerra seguirá en la calle" así como las movilizaciones que "cada vez serán más duras", ha añadido Hernández.

A unos minutos de recuperar su libertad, José Primo ha cargado contra el Gobierno Central por las medidas que están tomando. "El Gobierno está durísimo y se le ha metido en la cabeza que es la gente obrera la que tiene que pagar hasta con sangre".

Por su parte, Hernández ha afirmado que el ministro de Industria, José Manuel Soria, "no se entera de nada", a lo que añadía que "habrá que hacerle entender por las buenas o por las malas".

Además, Hernández ha aseverado que en el siguiente encierro "tocará relevo", dejando así la puerta abierta a otra posible reclusión para seguir luchando por los recortes al carbón.

Sandino, para el que este encierro es el segundo y espera que "sea el último", los 36 días que ha pasado en la Delegación de la Junta "se llevan mal" tanto por el cansancio como "por las malas noticias".