Valladolid, Arroyo, La Cistérniga, Laguna, Simancas y Zaratán acuerdan el nuevo convenio de depuración

 

Valladolid, Arroyo, La Cistérniga, Laguna, Simancas y Zaratán acuerdan el nuevo convenio de depuración

Representantes de los ayuntamientos de Valladolid y del alfoz
AYUNTAMIENTO DE VALLADOLID
Publicado 30/06/2017 19:07:07CET

José Manuel Barrio asegura que el Ayuntamiento de la capital ha rebajado sus pretensiones "a la mitad" para facilitar el pacto

VALLADOLID, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Valladolid ha alcanzado este viernes un acuerdo los municipios de Simancas, Arroyo de la Encomienda, La Cistérniga, Zaratán y Laguna de Duero, para la firma de un nuevo convenio para los próximos cuatro años del ciclo urbano del agua, integrado por los servicios de depuración de aguas residuales y el control de vertidos.

El acuerdo se ha alcanzado el día antes de la fecha en la que entrará en funcionamiento la nueva Entidad Pública Empresarial Local (EPEL) Aquavall, que ejercerá la gestión del ciclo integral tras la remunicipalización decidida por el equipo de Gobierno.

Este nuevo convenio derogará los hasta ahora vigentes con cada uno de estos ayuntamientos y tendrá vigencia durante los próximos cuatro años, por lo que la concejal de Medio Ambiente y Sostenibilidad del Ayuntamiento de la capital, María Sánchez, ha destacado que "por fin" se ha alcanzado el acuerdo y ha explicado que se aplicará el mismo coste del metro cúbico por depuración a cada municipio.

El planteamiento es que los ayuntamientos participen en los costes de forma proporcional a los volúmenes de agua aportados al sistema de depuración de Valladolid.

La Ley Reguladora de bases de régimen local y la Ley 40/2015 permite la suscripción de este tipo de convenios de colaboración y la Empresa Pública Empresarial Agua de Valladolid (AquaVall), que entrará en funcionamiento, este sábado y ha sido constituida para la gestión del ciclo integral del agua, prevé en sus estatutos la firma de este nuevo acuerdo, que permitirá la prestación de servicios en estos municipios para garantizar la satisfacción de las necesidades ciudadanas.

Sánchez ha explicado que los municipios consideraban que los planteamientos del Consistorio vallisoletano eran "injustos" y que finalmente se cobrará "lo justo" a todos los municipios. De hecho, el alcalde de Arroyo, José Manuel Barrio, ha asegurado que el Ayuntamiento ha reducido el coste al 50 por ciento con respecto al primer borrador, pues entiende que han hecho "un cálculo riguroso, exhaustivo y ajustado", por lo que el acuerdo se ha podido alcanzar.

DEUDAS PENDIENTES DE LAGUNA Y ZARATÁN

Asimismo, se ha acordado con los ayuntamientos de Laguna y Zaratán el pago de las cuotas pendientes de depuración desde el 1 de enero de 2015. En el caso del municipio lagunero, que tenía una deuda pendiente de cerca de 1,5 millones de euros se ha aceptado el pago en tres plazos, y su teniente de alcalde, Juan José Tomás Biosca, ha aseverado que "a partir de ya" se va a facturar el primer plazo.

Mientras tanto, en el caso de Zaratán, que debe 180.000 euros, la alcaldesa, Susana Suárez, ha apuntado que ya se tramita el pago.

El acuerdo, como ha precisado la edil de Medio Ambiente, todavía está pendiente de unos "flecos" para llegar a la firma definitiva y, ha precisado, la idea es hacerlo "con carácter retroactivo desde el 1 de julio", ya que es la jornada en la que comenzará a funcionar la nueva EPEL.

De esta manera, el Ayuntamiento de Valladolid a través de Aquavall, se compromete a prestar el servicio de depuración de aguas residuales y control de vertidos a los municipios firmantes mediante su incorporación a su sistema de saneamiento. La incorporación más destacada en el nuevo convenio hace referencia al control de vertidos desde su origen con el fin de evitar los posibles daños medioambientales a los cauces receptores.

Para suscribir el presente acuerdo los ayuntamientos adheridos deben acreditar encontrarse al corriente de pago de las cantidades derivadas del anterior convenio o bien tener suscrito un acuerdo de fraccionamiento de deuda. El objetivo del convenio es que los ayuntamientos firmantes participen en los costes de forma proporcional a los volúmenes de agua aportados al sistema de depuración de Valladolid.

Además, los ayuntamientos del alfoz deberán abonar al Ayuntamiento de la capital los costes directos de depuración, los costes por amortización de la construcción de la EDAR, los costes de nuevas instalaciones (descontando aquellas que sean por reposición); los costes no directos o de estructura y los costes directos de alcantarillado en su caso.

Por otra parte el seguimiento y evaluación del acuerdo se llevara a cabo por la Comisión de seguimiento y Control.

Los municipios de Laguna y La Cistérniga ya depuran el agua en Valladolid capital desde hace tiempo, mientras que los otros tres aún tienen que completar el acceso a la red. El primero de ellos será el de Arroyo de la Encomienda que tiene previsto conectarse el próximo martes 4, a las 11.00 horas, tras haber verificado que cumplen los requisitos de vertidos.

En Simancas, según han explicado el alcalde, Alberto Plaza, la obra del emisario a la EDAR está terminada, y falta por completar los trámites administrativos para el enganche a la red, lo que se finalizará "en breve plazo", si bien no hay fecha exacta para la puesta en marcha.

El Consistorio que más retraso lleva, como ha reconocido su alcalde, Mariano Suárez, es el de La Cistérniga, quien ha apuntado que todavía tardarán "más de un año y medio". En todo caso, ha aseverado que debe ser la Junta de Castilla y León o la Confederación Hidrográfica del Duero las que asuman la obra para que se haga "lo más rápido posible".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies