Pescadores protestan por multas de 600.000 euros por parar el Puerto de Barcelona en 2005

 

Pescadores protestan por multas de 600.000 euros por parar el Puerto de Barcelona en 2005

Actualizado 17/06/2009 14:54:42 CET

GIRONA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Federación Catalana de Cofradías de Pescadores denunció esta mañana en una rueda de prensa en Girona "la represión y la humillación" del sector por las multas impuestas por el Ministerio de Fomento por un paro en el Puerto de Barcelona en 2005. Un centenar de barcos catalanes han sido sancionados con 6.000 euros cada uno y, en el conjunto de España, han recibido multas cerca de 500 naves.

A finales de octubre de 2005, los pescadores catalanes iniciaron una huelga motivada por la subida del precio del petróleo, que junto con el bajo precio del pescado, hacía inviable la actividad pesquera. Los paros se centraron en manifestaciones de barcos de pesca en los puertos de Barcelona y Tarragona.

Los pescadores presentarán un recurso de reposición al pago a Hacienda, y agotarán la vía judicial, ya que si éste no prospera tienen pensado llegar "al Tribunal Constitucional y a Estrasburgo", aseguró el presidente de la Federación Catalana de Cofradías de Pescadores, Eusebi Esgleas. "Seguiremos luchando, no creemos que la mejor solución sean más protestas, pero si tenemos que parar, pararemos", sentenció.

Esgleas recordó que cuando en 2005 se firmó el acuerdo que permitió parar la huelga, la ministra de Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, se comprometió con el sector pesquero español "en un pacto no escrito, pero entendido por todos, a hacer las gestiones necesarias delante del Ministerio competente para apaciguar las consecuencias de los expedientes sancionadores abiertos". Por este motivo, desde el sector reclamaron que Espinosa "cumpla con los acuerdos".

El presidente de la Federación remarcó que en caso de que tenga que hacerse efectivo el pago de las multas, aunque sea el armador del barco el responsable en pagarlas, se pactará con todos los pescadores catalanes cómo repartir el gasto de las sanciones entre todos. Cómo se hará esta repartición se decidirá en una asamblea que se celebrará en las próximas semanas, pero es la mejor solución, matizó Esgleas, "ya que los barcos multados representaba a todo el sector".

Esgleas aseguró que con estas multas "no se ha respetado el derecho a huelga". "En ningún momento bloqueamos el puerto de Barcelona, no amarramos un barco con otro", agregó, e ironizó con la idea de que ellos no pueden manifestarse por las calles de ninguna ciudad ni cortar carreteras con sus barcos, así que la única opción que les quedaba era ocupar el puerto.

La Federación Catalana de Cofradías de Pescadores, junto con la Federación Española de Cofradías, pedirá una reunión con el ministro de Fomento, José Blanco, que es quién ha impuesto las sanciones.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies