Los autores llaman a "romper dinámicas perversas" y ensalzar el libro

Desayuno de escritores en Barcelona
EUROPA PRESS
Actualizado 23/04/2013 14:00:41 CET

Se lanzan a la firma de obras con buenas vibraciones y un sol radiante

BARCELONA, 23 Abr. (EUROPA PRESS) -

Un centenar de autores han dado en la mañana de este martes el pistoletazo de salida de la Diada de Sant Jordi, llamando a "romper dinámicas perversas" y ensalzando el libro en una jornada tan especial, como ha destacado el escritor Lorenzo Silva, Premio Planeta 2012, en el tradicional desayuno del Hotel Regina de Barcelona.

En el encuentro se han codeado un ecléctico grupo de escritores, como el mediático Albert Espinosa, que se apunta como uno de los favoritos de la jornada con su 'Brújulas que buscan sonrisas perdidas'; el consagrado Ildefonso Falcones ('La reina descalza') y la monja Lucía Caram ('Mi claustro es el mundo'), "eufórica" con su primer Sant Jordi.

En declaraciones a Europa Press, Espinosa ha explicado que es un día muy especial para él por ser un aniversario: "Hace años que perdí la pierna y gané un muñón", ha dicho, y, ante la posibilidad de ser el autor estrella de este Sant Jordi, ha asegurado que no se lo plantea, ya que lo que cuenta es que entre todos los autores sean los más vendidos.

Precisamente, este lunes se emitió el último capítulo de su serie televisiva 'Polseres vermelles', un hecho que ha atribuido a una coincidencia y del que ha dicho: "Es un placer que el nacimiento de un hijo suyo coincida con la muerte de otro", en alusión al final de la serie y al lanzamiento del nuevo libro.

El biógrafo de Lady Di, Andrew Morton, ha celebrado entre risas su debut en la jornada con el libro 'Ladies of Spain' bajo el brazo, y asegurando que, de todas las españolas, la princesa Letizia es su "preferida", porque es periodista, ha bromeado en declaraciones a Europa Press.

Preguntado por la irrupción de libros de estrellas televisivas y mediáticas, Ildefonso Falcones ha destacado que "cada uno es libre de escribir lo que quiera", y ha apostado por que sea el lector quien decida qué comprar, aunque ha hecho una especial alusión a que los niños se acerquen a las paradas a mirar cuentos.

El Premio Nadal 2013, Sergio Vila-Sanjuán ('Estaba en el aire'), afronta la jornada con un espíritu muy positivo, y recomendando no planificar la jornada, sino planteársela a tres horas vista, en las que él piensa estar firmando libros y pasándolo muy bien.

El escritor Màrius Serra --Premi Sant Jordi con 'Plans de futur'-- ha destacado que el "sol radiante que impera desde primera hora de la mañana marcará un día excepcional que dejará de lado la crisis general".

Como la mayoría de autores, Serra se ha acompañado de su bolígrafo de la suerte, que le servirá de talismán para una larga jornada de firmas, y que en este caso es un boli del Barça que le regaló la entidad y que servirá para acabar un "día redondo", ha indicado a Europa Press, en alusión al partido de la semifinales de la Champions contra el Bayern de Munich.

También acompañado de un bolígrafo muy especial y buenas vibraciones, el Premi Josep Pla de este año, Genís Sinca ('Una família exemplar'), ha calificado su debut de "sueño dentro de una pesadilla que demostrará que la cultura puede salir a la calle, y no solo el fútbol", que ha asegurado que no verá por la noche.

La nadadora Gemma Mengual ha admitido su poca experiencia en la firma de libros: se ha puesto a buscar un bolígrafo desesperadamente, convencida de que no llevaba ninguno, pero afronta la jornada con mucha ilusión y ganas de ayudar a levantar el sector cultural.

EL SANT JORDI MÁS POLÍTICO

El escritor Pau Miserachs ('Democracia patas arriba') ha constatado que es el Sant Jordi con más ensayos y libros de política en el mercado, lo que ha atribuido a un "importante momento de reflexión" sobre el rumbo de catalunya y de España, si bien Jaume Barberà ('S'ha acabat el bròquil') también ha acudido emocionado a la cita.

Entre los autores de novela histórica, Martí Gironell ('El último abad') ha explicado que el lanzamiento de su libro hace unos meses le ha permitido ir acumulando una "legión de lectores muy importante" a los que poder firmar durante esta jornada, mientras que Víctor Amela ('El cátaro imperfecto') ha asegurado que tiene curiosidad por ver si los lectores de ficción --en la que debuta-- son muy distintos a los de sus ensayos periodísticos.

El actor alemán Daniel Brühl ('Un día en Barcelona'), ha explicado que es el primer Sant Jordi en el que participará como autor, lo que augura que será "una aventura" en un día fantástico, mientras que Jordi Tomàs ('El mar dels traïdors') asegura que pasará media jornada firmando libros --que en algunos puntos ya se han agotado, dice-- y la otra mitad paseando en familia entre las paradas de libros.

La literatura infantil desplazará muchas de sus actividades a las escuelas, aunque autores como Jordi Sierra i Fabra afirman orgullosos que esta será la 40 vez que firme libros en Sant Jordi, una jornada que, como siempre, se presenta divertida, aunque con "menos fans que antes".

La directora de la Institució de les Lletres Catalanes (ILC), Laura Borràs ('Clàssics moderns') ha explicado que, aunque los fans prefieren a los autores vivos, esta literatura 'longseller' poco a poco va haciéndose un hueco en esta jornada.

AUSENTES

Entre los grandes ausentes en el desayuno --aunque estarán firmando libros durante el día-- se encuentran la periodista María Teresa Campos ('Princesa Letizia') y la activista de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) Ada Colau ('Sí, se puede!').

Sí han asistido Roser Amills ('333 viatmines per l'ànima'), Maite Carranza ('El fruto del baobab'), Sílvia Soler ('L'estiu que comença') y Pilar Eyre ('La soledad de la reina'), entre muchos otros.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies