Barcelona crea un canal para defender a ciudadanos vulnerables ante cortes de suministro

Publicado 27/04/2016 13:16:25CET

BARCELONA, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Barcelona ha creado un canal para que las personas en una "situación de vulnerabilidad" que se encuentren ante un corte de suministro alerten al consistorio para que interceda reclamando la aplicación de la ley 24/2015, que prohíbe efectuar un corte sin comprobar la situación de las personas afectadas.

El ayuntamiento comprobará que la persona afectada cumpla los requisitos establecidos y, en caso positivo, redactará un informe y reclamará a la compañía suministradora que no ejecute el corte, ha informado el consistorio este miércoles en un comunicado.

Si el corte ya se hubiera producido, el Gobierno municipal exigirá el restablecimiento e iniciará un procedimiento sancionador a la empresa suministradora.

La teniente de alcalde de Derechos Sociales, Laia Ortiz, ha explicado que el objetivo del canal es informar a la ciudadanía de sus derechos y facilitarles su uso y que supone un giro a las políticas contra la pobreza energética respecto al anterior Ejecutivo municipal, "pasando de asumir las facturas a exigir a las empresas el cumplimiento de sus obligaciones".

Las quejas se podrán realizar a través de la web de Servicios Sociales del ayuntamiento o mediante algunos teléfonos municipales y, una vez registrada, el Insituto Municipal de Servicios Sociales gestionará los trámites pertinentes.

El pasado invierno, el consistorio puso en marcha los Puntos de Atención a la Pobreza Energética (Pape) en los barrios más afectados para informar a la ciudadanía de sus derechos como consumidores y llevar a cabo "auditorías energéticas".

Los Pape han funcionado como prueba piloto y lo volverán a hacerlo el otoño que viene con el objetivo final de que acaben operando durante todos los meses del año.