Barcelona "desprivatiza" la atención continuada a domicilio

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

Política sanitaria

Barcelona "desprivatiza" la atención continuada a domicilio

Ambulatorio - CAP Manso
EUROPA PRESS
Actualizado 07/11/2016 18:48:37 CET

   BARCELONA, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

El conseller de Salud de la Generalitat, Toni Comín, ha anunciado este lunes la "desprivatización" del servicio de atención continuada a domicilio en la ciudad de Barcelona, el barrio de la Mina de Sant Adrià de Besòs y Montcada i Reixac (Barcelona), hasta ahora gestionado por la empresa privada externa SARDomus.

En declaraciones a los medios ante el centro de atención primaria (CAP) Manso, Comín ha explicado que desde el 2 de noviembre el Instituto Catalán de la Salud (ICS) --empresa pública-- asume este servicio, aprovechando la finalización del contrato con SARDomus.

Con este anuncio, el ICS recupera una gestión que perdió en 1994, cuando este servicio se delegó al Sistema de Emergencias Médicas (SEM), que lo concursó a empresas privadas, por lo que se trata de un "cambio histórico" que permite situar Barcelona al nivel del resto de Catalunya.

La nueva atención continuada a domicilio incorporará a un total de 148 profesionales del ICS: 40 nuevos trabajadores interinos y 108 trabajadores en plantilla, de los cuales 62 son enfermeras y 46 son médicos, además de que se pondrán en marcha 12 vehículos.

Comín ha cifrado en 2,4 millones de euros el coste del servicio, y ha asegurado que la desprivatización "no cuesta más recursos al presupuesto público" y, en cambio, se gana en calidad, puesto que el servicio se integra a la atención primaria.

Desde el 2 de noviembre, el ICS ha realizado un total de 380 atenciones a domicilio para atender a ancianos, personas con movilidad reducida, pacientes crónicos y enfermos con más de una patología que requieren un atención en su casa.

"Con este cambio profundizamos en lo que está siendo una de las líneas estratégicas del mandato: reforzar el carácter público del sistema sanitario", haciendo que los proveedores del sistema sanitario sean las empresas públicas, ha manifestado Toni Comín.

A partir de ahora, toda la información de la atención continuada a domicilio se volcará en la Estació clínica d'atenció primària (Ecap) y en la Història Clínica Compartida (HC3), como ya sucede en el resto de Catalunya: "Ganamos en integración operativa y tecnológica".

Además, se han renovado los protocolos de atención domiciliaria con el fin de mejorar la integración con los servicios sociales de urgencia del Ayuntamiento de Barcelona.

"Mejoramos la calidad asistencial gracias a la integración operativa, no hay impacto económico y hay la voluntad de priorizar proveedores de naturaleza pública siempre que se pueda", ha sintetizado Comín, al destacar la mayor equidad territorial que supone.

"ISLA" EN BARCELONA

Respecto a los trabajadores de SARDomus que hasta ahora prestaban este servicio, el conseller ha concretado que hay entre tres y cuatro empleados que han sido seleccionados por el ICS tras pasar por sus criterios de selección de personal.

Ha rechazado que la desprivatización del servicio se deba a un descontento con la atención prestada, y ha destacado que había una "isla" en Barcelona y las razones de la externalización no justificaban mantenerla, según constataron tras un análisis técnico riguroso.

MÁS COORDINACIÓN E INTEGRACIÓN

El director del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), David Elvira, ha valorado muy positivamente la decisión: "Después de 22 años, el ICS asume la atención continuada en Barcelona que era la excepción dentro de la atención continuada en Catalunya".

A su parecer, el nuevo modelo tiene dos virtudes, hace una atención más coordinada con la atención primaria, lo que provoca que la información sea mucho más directa para el médico de primaria y esté mucho más actualizada.

La comisionada de Salud en el Ayuntamiento de Barcelona, Gemma Tarafa, ha destacado el refuerzo de la primaria, de la atención pública, y la integración asistencial --entre servicios sociales y sanitarios-- que supone este nuevo modelo.

Además, ha expuesto que está en la línea del trabajo del Consorcio Sanitario de Barcelona --formado en un 60% por la Generalitat y en un 40% por el consistorio--, que trabaja en la desprivatización de otros servicios, como la rehabilitación, los sociosanitarios y la salud mental.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies