Un brote de moquillo obliga al cierre de parte de la perrera de Girona

Publicado 04/01/2016 18:16:42CET

El Ayuntamiento pone en cuarentena la zona de acceso de los perros a las instalaciones

GIRONA, 4 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Girona se ha visto obligado a cerrar y poner en cuarentena la zona de tránsito de la perrera municipal de Girona por un brote de moquillo, una infección vírica con una alta mortalidad en los perros.

En declaraciones a los medios el concejal de Sostenibilidad, Carles Ribas, ha asegurado que "lo primero es desinfectar el espacio" y para ello han decretado un período de cuarentena para evitar nuevas infecciones.

Asimismo, Ribas ha recordado que la perrera es un centro de día y que los animales sólo están un máximo de 2 días en la perrera municipal de Girona, antes de ser trasladados a Figueres.

En este sentido, Ribas ha querido dejar claro que de momento en el centro de Figueres no ha habido problemas de infección ya que "han sabido frenarlo a tiempo" pese a que, debido a las fiestas navideñas, aún no tienen "toda la información".

El moquillo es una enfermedad infecciosa que resulta mortal en los perros y que se transmite por las heces y secreciones de los animales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies