Buenafuente abre La Mercè pidiendo una Bcn más justa y más humor en el momento "histórico"

Pregón de la fiesta mayor de Barcelona 2015
EUROPA PRESS
Publicado 18/09/2015 21:45:11CET

   Colau está orgullosa de la "movilización ciudadana" por los refugiados

   BARCELONA, 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El comunicador y humorista Andreu Buenafuente ha abierto este viernes la fiesta mayor de Barcelona, La Mercè, con un pregón en el que ha pedido una ciudad más justa y con más humor: "Haced el favor de vivir la fiesta y hacer un paréntesis en la intensidad histórica en la que nos vemos inmersos".

   "¿Podría ser que el debate identitario nos estuviera quitando un poco el sentido del humor?", se ha preguntado en un pregón en el Saló de Cent, donde ha dicho que Barcelona no ha dejado de bromear sobre ella misma tampoco durante el proceso soberanista, aunque ha asegurado que la ve más triste y cabreada, en sus palabras.

   Tras una breve presentación de la alcaldesa Ada Colau, Buenafuente ha defendido el derecho a decidir --ha dicho que cada uno tiene el derecho de hacer lo que quiera sin hacer sentir mal al que discrepe--, ha dicho que los ciudadanos elegirán el 27S a unos representantes que deberán obedecerles, y ha insistido en la importancia del humor, advirtiendo: "Estamos cabreados. A ver si en tres semanas dan la independencia y nadie quiere hablar con nosotros por la rabia que damos".

   "Deberíamos hacer una estructura de Estado del humor", y ha dicho que los ciudadanos darán a las elecciones el adjetivo que elijan --ya sea plebiscitario, autonómico o cualquier otro--; que muchos dicen saber el significado de la democracia pero que no se ponen de acuerdo, por lo que no se fía de los políticos y sólo confía en sus padres, y se ha mostrado orgulloso de ser 'charnego'.

"APOCALIPISIS"

   Dirigiéndose a los que esperaban "un apocalipsis en el Ayuntamiento después de las elecciones municipales", les ha asegurado bromeando que en el consistorio trabaja gente normal que va limpia, y ha dicho que lo único que no ha visto es el busto del Rey Juan Carlos I --retirado por el Gobierno municipal en julio--, algo que cree que se debe a que Barcelona no ha tenido nunca una buena relación con la familia Borbón, especialmente desde Felipe V, ha ironizado.

   Ha destacado la capacidad de Barcelona de reinventarse, su resistencia y su movilización, y está convencido de que "seguirá luchando para ser una ciudad donde valga la pena vivir, y no sea sólo una postal bonita, riesgo que ha habido durante los últimos años".

TURISMO: "CONTROLARLO UN POQUITO"

   "Me gusta mucho que venga gente de fuera, pero tal vez deberíamos controlarlo un poquito. Si no, haced caso a los de la Barceloneta", ha señalado, a lo que han respondido con aplausos vecinos del barrio que se han concentrado en una plaza Sant Jaume llena de ciudadanos para escuchar el pregón.

   Para él, Barcelona es una mujer joven y atrevida que enamora, y a la vez una mujer sabia cada vez más lista a la que no importa cómo habla cada uno sino lo que dice, y ha esperado que la ciudad sea más justa, más abierta, provocadora, incorrecta, acogedora y tolerante, "pero sobre todo más divertida".

   "¡Disfrutad de la fiesta mayor de aquí al Piromusical, pasando por la misa aquellos que vayan!, ha exclamado Buenafuente para abrir la primera edición de La Mercè que no contará con la misa en el programa oficial de la fiesta.

COLAU Y LOS REFUGIADOS

   Colau ha pedido a los barceloneses que disfruten de la fiesta mayor, pero también que impidan comportamientos machistas, homófobos y racistas, y que no se olviden de los refugiados, y ha añadido: "Nos habéis enviados miles de cartas para ofrecer vuestras casas. La movilización ciudadana nos hace sentir orgullosos de ser de Barcelona".

   Tras el pregón, ambos se han dirigido al balcón del Ayuntamiento --algo que no se había hecho en ediciones anteriores--, desde donde han deseado a una plaza Sant Jaume llena una buena fiesta mayor, y Buenafuente ha insistido en la importancia del humor, y ha añadido que se siente "orgulloso de ser de Barcelona y de que sea una ciudad refugio".

   Al pregón han asistido concejales de los diversos grupos municipales, representantes del Govern, el cardenal arzobispo de Barcelona, Lluís Martínez Sistach; el inspector general del Ejército de Tierra, Ricardo Álvarez-Espejo, y miembros de cuerpos consulares, entre otros.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies