Una de cada cuatro catalanas ha sufrido un maltrato grave a lo largo de su vida

 

Una de cada cuatro catalanas ha sufrido un maltrato grave a lo largo de su vida

Actualizado 10/12/2010 14:43:08 CET

Familiares próximos infligen el 24% de las grandes agresiones

BARCELONA, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

Una de cada cuatro mujeres en Catalunya ha sido víctima de alguna agresión machista grave a lo largo de su vida, y 69.000 se consideraron maltratadas por sus parejas o ex parejas en 2009, aunque el 82,3% por ciento de las que sufrieron hechos delictivos no lo denunciaron, según la primera encuesta sobre violencia machista de la Conselleria de Interior de la Generalitat.

La encuesta señala que el 23,2% de las mujeres de entre 18 y 70 años en Catalunya sufrió algun episodio de violencia machista en 2009, de los cuales consideraron delictivos un 6,8%, según han revelado en rueda de prensa en Barcelona la directora del Programa de Seguridad Contra la Violencia Machista, Alba Garcia, y el responsable de encuesas de victimización de Interior, el sociólogo Josu Gondra.

Entre las formas de violencia más graves --el 1,4% del total en 2009--, se cuentan las agresiones físicas sin armas, las agresiones psicológicas o tocamientos indeseados, las amenazas de muerte, el intento de violación, los tocamientos sexuales con violencia y la violación.

En cuanto al hecho más denunciado, destacan las mujeres con hijos de una ex pareja, que denunciaron en un 34,9% de los incumplimientos familiares en el pago de la pensión --el 23,9% no la recibe y el 16,8% recibe menos de lo establecido--.

AGRESORES PRÓXIMOS

El estudio constata que la mayoría de agresiones graves las infligen personas conocidas y a menudo próximas a la víctima, como la ex pareja (19,6% de los casos), una ex pareja con la que no se convivió (14,1%), personas del trabajo (6%), otros conocidos(16,8%), y de forma destacada, otros familiares (24,2%). A ello, se suma una elevada cifra de ocultación por parte de la víctima, que incluye la no respuesta (1,2%) y la categoría 'Otros' (14,5%).

Para Gondra, la cifra de familiares diferentes de la ex pareja --uno de cada cuatro agresores-- es "muy alta" y sugiere que se trataría de parientes "muy próximos", como padres, hermanos y tíos, extremo que se investigará en las futuras ediciones de la encuesta. Los agresores conocidos predominan en los casos de agresiones físicas (80,7%), violaciones (80,7%), amenazas graves (75,3%), tocamientos con violencia (62,4%) e intentos de violación (54%).

En el ámbito laboral, el 14,7% de mujeres que en 2009 trabajaban por cuenta ajena se han considerado discriminadas por razón de género, y el 4,3% se consideran víctimas de maltratos psicológicos en el trabajo, una "barbaridad" según Gondra, puesto que el impacto psicológico de esta discriminación es casi idéntico al de los maltratos reconocidos de la pareja.

La discriminación por sexo en 2009 se concretó en encargos de trabajo inadecuados, críticas maliciosas a su labor, menosprecio y burlas personales y mensajes malintencionados y anónimos. A lo largo de la vida, el 4% de las mujeres que han trabajado por cuenta ajena han abandonado el puesto tras sufrir acoso sexual, y el 5,2% han sido despedidas por motivos sexistas.

En cuanto a las agresiones en la calle, el sociólogo ha remarcado que son una forma de agresividad "ambiente y difusa que limita la libertad de movimientos de miles de mujeres, aunque no sea penalizable", por lo que ha pedido que "no se banalicen los efectos nocivos de esta forma de incivismo". Un 12,2% de las mujeres sufrieron estas agresiones en 2009 --comentarios molestos, acercamientos o exhibicionismo--, y un 3,2% se sintió muy afectada.

Para Alba Garcia, el estudio revela que la dimensión de la violencia machista en Catalunya es "mayor de lo que se esperaba", pero también señala un aumento del rechazo social al fenómeno. No obstante, pervive la tolerancia a comportamientos como ridiculizar la pareja, no dejar que hable con personas del otro sexo y controlar dónde está y qué hace en cada momento. "Debemos crear un entorno social de intenso rechazo a la violencia para atajarla", ha concluido, por su parte, Gondra.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies