El candidato de CiU por Girona añora la centralidad y ve "grotescas" derivas independentistas de CDC

Actualizado 02/05/2010 13:52:24 CET

El candidato de CiU por Girona añora la centralidad y ve "grotescas" derivas independentistas de CDC

Actualizado 02/05/2010 13:52:24 CET

Apuesta por que Recoder sea "determinante" en la campaña y en un gobierno de Mas

BARCELONA, 2 May. (EUROPA PRESS) -

El candidato de CiU por Girona, Santi Vila, afirmó hoy que añora un catalanismo centrado y consideró "cómicas y grotescas" derivas independentistas en el seno del partido, aunque consideró inevitable que este discurso se acentúe ante escenarios como el de la eventual sentencia del Tribunal Constitucional (TC) sobre el Estatut.

En una entrevista a Europa Press, se ubicó en el sector moderado del partido, y admitió que siempre le han "incomodado mucho los temas nacionalistas". Y es que, añadió, hay el riesgo de que los debates de la clase política se limiten sólo a estos debates y olviden otros de más importantes.

Sin embargo, añadió que el Estado no lo pone fácil, y que ante la "degradación institucional" actual es lógico que se refuercen las posiciones maximalistas, y hasta separatistas.

Esta defensa de un catalanismo "centrado" es el que defiende el alcalde de Sant Cugat, Lluís Recoder, al que Vila es próximo, junto con el alcalde de Tortosa, Ferran Bel; el diputado en el Congreso y presidente del consejo nacional de CDC, Carles Campuzano, y el diputado en el Parlament Josep Rull, muy valorado por Artur Mas.

Por ello, al preguntarle qué papel debe jugar Recoder en la candidatura de Artur Mas, Vila destacó que debe ser "totalmente determinante" en la campaña electoral y en un futuro gobierno del presidente de CiU.

"Es imprescindible. Ha hecho muy bien de alcalde y forma parte de esta tradición del catalanismo centrado, que tanto se añora", sostuvo.

Sobre su opinión de dirigentes de CDC que defienden posiciones más nacionalistas, como el secretario general adjunto, Felip Puig, o el portavoz parlamentario de CiU, Oriol Pujol, Vila destacó que CiU es un partido plural "con sensibilidades muy grandes desde el punto de vista nacional y desde la perspectiva más ideológica", y que esto se debería reflejar en el ejecutivo que diseñe Mas si está al frente de la Generalitat tras las elecciones.

Reivindicó también la apuesta de Mas de buscar el gobierno de los mejores y la posibilidad de que incorpore a independientes en un futuro gobierno de CiU. "El cambio debe ser esto. Si el cambio es cambiar la medianía de al lado por la medianía y mediocridad de otro, algunos perderemos la ilusión. Creo en el discurso de la meritocracia", dijo.

DESCARTA SER CONSELLER

Sin embargo, Vila rechazó ocupar una conselleria, tras asegurar que su ilusión es ser alcalde de Figueres "durante muchos años", y que quiere presentarse de nuevo candidato a las elecciones municipales de 2011.

En relación a la persona que será su número dos en la lista de CiU por Girona, no descartó que pueda repetir la diputada Elena Ribera (UDC), aunque recordó que es una decisión que deben tomar los democristianos.