Los CAP sumarán 5.300 nuevos sanitarios y asignarán trabajadores sociales "de cabecera"

David Elvira, Pilar Magriny, Toni Comín y Joan Guix
EUROPA PRESS
Publicado 22/05/2017 19:00:43CET

   Salud impulsa una gran reforma en ambulatorios que necesitará 397 millones

   BARCELONA, 22 May. (EUROPA PRESS) -

   La Conselleria de Salud de la Generalitat ha impulsado una gran reforma de la atención primaria que prevé, en un plazo de siete a diez años, sumar 5.300 nuevos sanitarios y pasa por crear equipos de cabecera asignados a cada usuario en los centros de atención primaria (CAP) que incluirán, además de médicos y enfermeras, a trabajadores sociales y administrativos sanitarios.

   La Estrategia Nacional de Atención Primaria y Salud Comunitaria (Enapisc) ha sido presentada este lunes en rueda de prensa por el conseller de Salud, Toni Comín ; el director del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), David Elvira, el subdirector del Catsalut, Josep Maria Argimon, y el secretario de la Agencia de Salud Pública de Catalunya (Aspcat), Joan Guix.

   En total, el nuevo modelo prevé un incremento de 397 millones de euros para aumentar del 16% al 20% el peso de la atención primaria de salud en el presupuesto de prestación de servicios asistenciales, pero Comín ha dejado claro que "el despliegue del modelo depende del presupuesto", y ha añadido que no puede pronosticar cuándo se recuperarán los 3.000 profesionales perdidos en todo el sistema sanitario durante la crisis.

   En concreto, la reforma prevé una dotación de 218 millones de euros para aumentar la plantilla de los nuevos equipos de cabecera en unos 5.000 profesionales --1.500 médicos, 2.500 enfermeras, 130 trabajadores sociales y 800 auxiliares administrativos-- a lo largo de siete años, como escenario presupuestario "realista", pero se puede alargar a diez años siendo pesimistas, según Comín.

   Actualmente, los ambulatorios catalanes ya cuentan con la figura del trabajador social pero éste no está vinculado a un paciente, y el nuevo plan también incluye que aumenten en un 50% --correspondiente a estos 130 profesionales-- para cubrir todos los CAP del territorio.

   La directora general de Planificación en Salud, Pilar Magrinyà, ha explicado que esta figura "liga el sector de la salud con el social" para poder afrontar el problema del envejecimiento de la población, y Guix ha añadido que la iniciativa también quiere combatir los determinantes sociales de la salud.

RED DE ATENCIÓN PRIMARIA

   La reforma también prevé contratar a 300 profesionales más con 12 millones de euros para ampliar la cartera de servicios --nutricionistas, podólogos, rehabilitadores y psicólogos, entre otros-- de las nuevas Xarxes d'Atenció Primaria (XAP).

   Estas redes "articularán todos los dispositivos" de cada territorio: Equipos de Atención Primaria (EAP), Equipos Territoriales de Salud Pública (ETSP), Atención a la Salud Sexual y Reproductiva (Assir), y centros de salud mental y rehabilitación, entre otros.

   Para ayudar a esta integración entre diferentes niveles asistenciales y diversos proveedores de salud y social, Salud proyecta invertir 7 millones de euros en homogeneizar los sistemas de información, partiendo de la Historia Clínica Compartida (HC3).

   Según ha detallado Argimon, el modelo contempla pasar de 29 a 35 sectores sanitarios -cada sector tendrá una red-- para que sean "más operativos", ya que pasarán de atender 150.000-900.000 ciudadanos a un máximo de 200.000 personas.

   Cada sector, que tendrá un enfoque "menos administrativo y más asistencial", contará con una XAP y un director procedente del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut) con perfil más clínico y no solo de gestión, como hasta ahora, ha precisado Argimon.

   El cambio de estructura también comportará "suprimir cargos intermedios" del Instituto Catalán de la Salud (ICS) para mejorar la eficiencia y la calidad, de manera que la relación entre el director del sector y el equipo de atención primaria (EAP) será más directa, ha concretado Comín.

   El nuevo modelo se empezará a aplicar en cinco territorios "demostrativos" a partir de enero de 2018, aunque aún no se ha decidido cuáles serán, ha concretado David Elvira.

FORMACIÓN PERMANENTE

   Se creará un programa de formación sabático para que profesionales de la salud puedan hacer estancias formativas, lo que beneficiará a 500 sanitarios anuales y costará 40 millones de euros; además, Salud impulsará programas de formación territoriales en otras especialidades para 500 profesionales de ambulatorios, que supondrá una inversión de 12 millones.

   El reconocimiento de la especialidad de enfermería de familia y la acreditación de plazas de residentes requerirá 15,3 millones; la aplicación de la cartera de servicios --la básica y la ampliada del nuevo modelo--, 47,2 millones, y la consolidación de medidas iniciadas en 2017, 52,5 millones.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies