Un científico de la UPC descubre cómo se transforman las células madre, siempre en movimiento

Actualizado 16/07/2009 16:51:26 CET

BARCELONA, 16 Jul. (EUROPA PRESS) -

El profesor del departamento de Física e Ingeniería Nuclear de la Universidad Politécnica de Catalunya (UPC) Jordi Garcia Ojalvo, en colaboración con científicos de la Universidad de Cambridge, ha descubierto el mecanismo por el cual las células madre se diferencian para formar cualquier tipo de tejido celular del organismo.

En la presentación del estudio, Ojalvo aseguró que el conocimiento de este modelo permitirá multiplicar la eficiencia de las técnicas para convertir células madre embrionarias en células óseas, sanguíneas, epidérmicas o de otro tipo de tejido. Los métodos actuales, según el investigador, son "muy complejos" y tienen una "efectividad muy baja".

En su estudio, Ojalvo muestra que las células 'pluripotenciales' --aquellas con la capacidad de transformarse en cualquier tipo de célula y que se suelen denominar 'madre'-- no están en reposo, como se creía hasta ahora, esperando el momento para mutar, sino que están en permanente "transformación".

"En un proceso muy inteligente de la naturaleza", explicó el científico, las células 'pluripotenciales' comienzan su metamorfosis antes de recibir la "señal" para hacerlo. Si finalmente esa señal llega, el cambio hacia una célula de un tipo determinado puede producirse muy rápidamente. En caso contrario, la célula vuelve a su estado inicial.

El investigador explicó el descubrimiento a través de un símil deportivo. "Hasta ahora pensábamos que las células madre estaban estáticas, como los atletas antes de iniciar una carrera. Pero, en realidad, son como corredores que están siempre en movimiento, hacia adelante y hacia atrás, de forma que cuando llega la señal para diferenciarse, las que ya se movían en la dirección adecuada alcanzarán la meta enseguida".

Comprender ese proceso permitirá a los científicos, según Ojalvo, desarrollar métodos para mantener las células madre en un estado de plena potencialidad durante más tiempo. Habitualmente, sólo permanecen indiferenciadas unas pocas horas, lo que dificulta su manipulación y su uso.

También facilitará la creación de técnicas eficaces para forzar que las células se transformen en un material orgánico determinado, lo que en el futuro permitirá, aseguró Ojalvo, que esas células actúen como medicamentos para la curación de muy diversas enfermedades que comportan pérdida de tejidos.

Las investigaciones de este estudio se efectuaron a partir de un modelo matemático del comportamiento de las células madre desarrollado por el profesor de la UPC. Un grupo de científicos de la Universidad de Cambridge, dirigido por Alfonso Martínez Arias, comprobó después los resultados en el laboratorio, a partir de células embrionarias de ratón, que tienen un comportamiento similar a las humanas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies