Comín anuncia la restauración de la Agencia de Salud Pública y su estructura territorial

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Parlament

Comín anuncia la restauración de la Agencia de Salud Pública y su estructura territorial

Pleno del Parlament
EUROPA PRESS
Publicado 18/10/2016 18:44:58CET

   Marta Ribas (SíQueEsPot): "No puede ser que el IVA de un 'Kit-Kat' sea el mismo que el de una pera'

   BARCELONA, 18 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El conseller de Salud, Toni Comín, ha anunciado este martes en el Parlament que la Conselleria de Salud ultima un paquete de medidas para restaurar la Agencia de Salud Pública de Catalunya y su estructura territorial, después de que en 2014 el Govern le quitara su carácter de ente interdepartamental e independiente y pasara a depender de la Secretaría de Salud Pública.

   En respuesta a una interpelación parlamentaria de la diputada de SíQueEsPot Marta Ribas, Comín ha sentenciado que las políticas de salud pública interdepartamentales "sólo pueden ser efectivas desde el territorio".

   Ha detallado que, por ello, el Govern está ultimando un decreto para recuperar la estructura territorial de la Agencia de Salud Pública con el objetivo de que recupere "todas las delegaciones", y ha añadido que en el próximo periodo de sesiones presentará una ley para recuperar este ente a todos sus efectos.

   La Agencia de Salud Pública se creó en 2009 con el apoyo de todos los partidos con el objetivo de involucrar a todas las consellerias y departamentos del Govern en la prevención y la promoción de la salud, pero en 2014 perdió esta transversalidad y quedó adscrita a la Conselleria de Salud.

   Además de recuperar este ente, Comín ha asegurado que los Presupuestos de 2017 incrementarán la partida destinada a salud pública, y ha defendido este ámbito como esencial para mejorar la vida de los catalanes y la atención a sus necesidades.

   Comín ha hecho este anuncio en respuesta a una interpelación de Ribas para reclamar políticas públicas que mejoren los hábitos alimentarios de la población, siendo especialmente drásticos con los alimentos insanos y facilitando el acceso a comida de calidad a las familias vulnerables.

   El conseller ha lamentado que las principales causas de mortalidad en Catalunya --cardiorrespiratorias, diabetes y cáncer, entre otras-- se deban a enfermedades crónicas relacionadas con malos hábitos de vida, principalmente el alcohol, el tabaco, la mala alimentación y el sedentarismo.

   Desafortunadamente, estos malos hábitos "están fuertemente condicionados por factores estructurales que las personas no eligen" y que tienen una altísima correlación con la salud, siendo decisivos elementos como el nivel de renta y la educación de los padres.

   Ha destacado que, según los datos de la Encuesta de Salud de Catalunya (Esca), un 30% de los adultos catalanes no sigue las recomendaciones de la dieta mediterránea y el sobrepeso afecta ya a la mitad de la población, mientras que tres de cada cuatro personas basa su dieta en alimentos procesados.

LOS IMPUESTOS DE LOS ALIMENTOS

   Ribas ha destacado que "no puede ser que el IVA de un 'Kit-Kat' sea el mismo que el de una pera', y ha reclamado gravar los alimentos procesados, controlar el etiquetado con el objetivo de que los ciudadanos estén bien informados y vigilar a los 'lobbies' del sector.

   Precisamente ha destacado que la alimentación insana es actualmente una pandemia que debe combatirse con medidas que no implican gasto económico, como el control público para ayudar a familias sin recursos a acceder a alimentos nutritivos y equilibrados.

   Según ha detallado, en Catalunya hay cada año 11.000 muertes por enfermedades derivadas de una mala alimentación, que tienen un coste sanitario del 26% del presupuesto de Salud: "Lo más grave es que hay un sesgo de clase y género y que la renta económica afecta mucho en la alimentación".

   "Sólo los que tienen más e pueden permitirse productos sanos" ya que consumir este tipo de alimentos implica unos 100 euros más a la semana por familia, ha advertido, y ha asegurado que no se puede atacar este problema solo con campañas divulgativas que se refieran a la responsabilidad de cada uno.

PLAN DE SALUD

   Comín ha coincidido en la necesidad de atacar este problema, ha recordado que como conseller no tiene competencias para regular la fiscalidad ni modificar el etiquetado de los productos, pero ha defendido que el plan de la Conselleria de Salud para mejorar los hábitos saludables funciona bien.

   Aun así, ha anunciado que lo mejorará con el objetivo de que reforzar las acciones preventivas desde la atención primaria, que también potenciará las actuaciones con especialistas.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies