Los contratos de integración social de La Caixa y la Diputación de Lleida generan 247 empleos

Actualizado 28/12/2010 17:52:48 CET

LLEIDA, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los contratos de integración social de La Caixa y la Diputación de Lleida han generado en cinco años 247 empleos, la mayoría para discapacitados que trabajan en el mantenimiento de espacios naturales de la provincia. Además han trabajado ex reclusos, ex drogadictos, inmigrantes, enfermos mentales y mujeres en situación de pobreza extrema.

El presidente de la Diputación de Lleida, Jaume Gilabert, y el delegado general de La Caixa en Lleida, Enric Pujol, han renovado este martes su compromiso con la conservación de los espacios naturales y la inserción en el mundo laboral de las personas en riesgo de exclusión. Tiene una vigencia de un año y supone una inversión de la entidad financiera de 1,2 millones de euros.

Desde que se puso en marcha el programa de conservación y mejora de los espacios naturales ahora hace cinco años, se han insertado en el mundo laboral 247 personas en riesgo de exclusión social y se han llevado a cabo 67 proyectos.

La restauración de áreas naturales degradadas, la mejora de espacios fluviales, la señalización de los espacios medioambientales y la recuperación de la zona quemada por el incendio el año pasado de Cabanabona son algunos de los trabajos.

En el convenio de 2009 y 2010 se incluyeron una veintena de proyectos como la mejora de les Valls de Sió-Llobregós solicitada por el Consell Comarcal de la Noguera, con un importe de 200.000 euros; las obras del Bosc del Centenari en Tàrrega, y la gestión de la Ruta Ambiental de la Terreta y del camino la Canerilla solicitado por Llavorsí y Rialp, entre otros.

La Caixa y la Diputación pretenden impulsar intervenciones que difícilmente un ayuntamiento, consejo comarcal o una agrupación de municipios puede asumir económicamente. "Nuestra voluntad más que hacer grandes inversiones es diversificar la ayuda y que pueda llegar al mayor número de entes locales del territorio", ha dicho Gilabert.

El delegado general de La Caixa ha insistido en que su entidad renueva el convenio porque tiene dos vertientes, la de mejorar y preservar los espacios naturales de Lleida y la de promover la inserción laboral de las personas. "Es una más de nuestras obligaciones, es una obligación, forma parte de nuestro compromiso con el territorio y su gente", ha afirmado Enric Pujol.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies