Cuatro empresarios del 'caso 3%' guardaban miles de euros en efectivo en cajas fuertes

 

Cuatro empresarios del 'caso 3%' guardaban miles de euros en efectivo en cajas fuertes

Dinero hallado en una caja del exdirector de Infraestructures.Cat
EUROPA PRESS
Actualizado 14/03/2017 18:44:34 CET

   El exdirector de Infraestructuras.cat pidió a un amigo esconder una caja fuerte con billetes de 500

   BARCELONA, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Cuatro empresarios detenidos el 21 de octubre de 2015 por la Guardia Civil dentro de la operación por las presuntas comisiones del 3% a CDC a cambio de obra pública tenían miles de euros en efectivo en cajas fuertes en sus casas o bancos que fueron descubiertos por los investigadores.

   Según consta en las diligencias policiales contenidas en el sumario del caso, al que ha tenido acceso Europa Press, en el registro de la vivienda en Las Rozas del empresario Sergio Lerma, que era de la empresa Oproler, hallaron 234.700 euros en billetes, de los que 187.000 eran en billetes de 500.

   Este dinero en efectivo --también había billetes de 200 y de 100-- estaba dentro de una caja fuerte escondida en el suelo del vestidor de la vivienda, según consta en la diligencia de entrada y registro.

   Los empresarios Jordi y Joaquim Sumarroca tenían en sendas cajas de seguridad en entidades bancarias dinero en efectivo: el primero con más de 47.000 euros en sobres divididos por unos 5.000 euros cada uno, y el segundo unos 55.000 euros divididos en varias cantidades, tal y como constataron los investigadores en las diligencias de apertura de estas cajas el 6 de noviembre de 2015.

   También se encontraron importantes cantidades de dinero al empresario Jordi Soler, que era del Grupo Soler, y en cuyo chalé de Rajadell (Barcelona) encontraron en una caja fuerte 22.800 euros en efectivo y más de 15.000 dólares, también en el registro policial del 21 de octubre de 2015.

   En la caja fuerte del empresario Jordi Durán (que era de Urbaser), en la casa de Premià de Dalt (Barcelona), se encontraron cantidades más pequeñas de dinero en efectivo en torno a 8.000 euros, en el registro el mismo día 21 de octubre.

BILLETES EN UN PERIÓDICO

   El exdirector general de Infraestructures.cat Josep Antoni Rosell le pidió a un compañero de trabajo y amigo que le guardara cuatro maletines y una caja de caudales en la que aparecieron dos fajos de billetes de 500 envueltos en un periódico y dentro de una bolsa de plástico de congelación.

   Fue este amigo quien el día de la detención de Rosell se presentó en dependencias de la Guardia Civil de Tarragona para entregar los maletines y la caja al considerar sospechoso que le hubiera pedido este favor y desconociendo su contenido.

   Además, según consta en las diligencias, en una respuesta al servicio de policía andorrano del 27 de abril de 2016 por parte de Andbank, cuatro empresarios --Jordi Soler, Jordi Sumarroca, Sergio Lerma y Francesc Xavier Tauler-- figuran como titulares, autorizados apoderados o representantes de cuentas en Andorra.

PARTIDO CON PUIGDEMONT

   Un informe de la Guardia Civil remitido al Juzgado de Instrucción 1 de El Vendrell (Tarragona) que lleva este caso recoge cómo el empresario Josep Manel Bassols, que era de la empresa Oproler, invitó al actual presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, cuando era alcalde de Girona, a ver el fútbol en el Camp Nou el 19 de febrero de 2012.

   Al día siguiente envió un correo electrónico a Sergio Lerma, que era de la misma empresa, con el mensaje: "Ayer llevé al fútbol al alcalde de Girona (junto a su esposa y un arquitecto de confianza suya). La lluvia nos respetó y el resultado (del partido y de la invitación) fue magnífico. Espero nos ayude a entrar en el ayuntamiento de Girona".

   En otro correo con el mismo destinatario de unos días antes también explicaba que fue a una conferencia de Puigdemont en el que había cargos institucionales: "Fue bien de cara a futuros contactos y a poder insistir que sacaran obra y nos la adjudicaran, claro".

UN TESTIGO PROTEGIDO

   Dentro del mismo caso, la Fiscalía Anticorrupción recoge en un informe que un testigo --cuyo nombre no aparece-- testificó que entre 2006 y 2007 mantuvo una reunión en la anterior sede de CDC en la calle Còrsega con Germà Gordó y Artur Mas.

   En esa reunión, Mas supuestamente le dijo al testigo --que había hecho donaciones a la fundación Catdem--: "A partir de ahora todas las adjudicaciones han de ser a través de Germà Gordó --que posteriormente fue conseller de Justicia de la Generalitat--".

   Según consta en esta diligencia, del 17 de noviembre de 2016, tiempo después de esa primera reunión --por lo menos en 2010-- al encontrarse con Gordó en un acto en Tarragona éste le dijo: "Tú no obedeces. Ahora a quien no obedeces es 'president', a ver qué va a pasar".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies