Denuncian a un mando policial por una supuesta agresión racista en el CIE de Barcelona

CIE Zona Franca Barcelona
EUROPA PRESS
Publicado 31/07/2017 11:19:18CET

   Unos 50 internos iniciaron una huelga de hambre al enterarse de lo sucedido

   BARCELONA, 31 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Las plataformas 'Tanquem els CIE' e 'Irídia', de defensa de Derechos Humanos, han presentado una denuncia contra uno de los mandos de la Policía Nacional del Centro de Internamiento de Extranjeros de la Zona Franca de Barcelona por una presunta agresión racista a un interno argelino de 19 años.

   En la denuncia, recogida por Europa Press y presentada el domingo ante el juzgado de guardia, los abogados Andrés García y Marta Bolinches acusan al jefe policial de un delito de lesiones y otro contra la integridad moral, con los agravantes de actuar por motivos racistas y abuso de superioridad.

   La noche del miércoles 26 de julio, este mando presuntamente agredió al joven y, al enterarse de la supuesta agresión, al día siguiente unos 50 internos comenzaron una huelga de hambre para pedir respeto y reclamar un trato digno, siempre según la versión de 'Tanquem els CIE' e 'Irídia'.

   Luego, el policía condujo a este interno a un espacio del centro en el que no hay cámaras de viodeovigilancia y, acompañado de otros cuatro agentes que supuestamente lo vieron todo, comenzó a gritarle muy fuerte en castellano; al decirle el joven que no le entendía, le dio "una bofetada muy fuerte con la mano abierta", según la denuncia.

   'Tanquem els CIE' e 'Irídia' recogen en su denuncia que el interno presentó una queja por estos hechos al director del centro y aseguran que éste le ha respondido que el policía le pediría perdón, pero todavía no lo ha hecho.

   Según las dos entidades, en muchas ocasiones por el hecho de ser argelinos y no hablar ni entender el castellano, los internos reciben un trato injusto, discriminatorio e incluso humillante.

CÁMARAS VIDEOVIGILANCIA

   En su denuncia, las entidades reclaman al juzgado que cite a declarar como investigado a este mando policial y que, como medida cautelar muy urgente, suspenda la expulsión del joven supuestamente agredido y de los testigos de los hechos para que se le pueda tomar declaración.

   'Tanquem els CIE' e 'Irídia' también piden al juzgado que requiera al área de asuntos internos de la Policía Nacional las imágenes registradas por las cámaras de videovigilancia del CIE y que se aporte también la documentación de la atención médica que el joven recibió en el centro.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies