Discapacitados catalanes en residencias tendrán más 'dinero de bolsillo' desde febrero

La consellera Dolors Bassa se reúne con federaciones de discapacitados
CONSELLERIA TRABAJO
Actualizado 11/01/2017 20:38:39 CET

Las federaciones lo califican de "éxito agridulce" y piden más celeridad para cumplir acuerdos

BARCELONA, 11 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los discapacitados catalanes usuarios de residencias y hogares residencias tendrán más 'dinero de bolsillo' desde febrero tras modificarse la orden que establece los criterios para el copago, una medida que será retroactiva al 1 de enero de 2016, según ha informado este miércoles la Conselleria de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias de la Generalitat en un comunicado.

La titular del departamento, Dolors Bassa, ha informado de esta medida en una sesión plenaria con las federaciones Dincat (personas con discapacidad intelectual), Ecom (personas con discapacidad física) y la Federación catalana de entidades de parálisis cerebral (Fepccat).

Esta modificación comportará que los discapacitados físicos en residencia pasarán de cobrar 199 euros a 398; los discapacitados intelectuales con apoyo extenso pasarán de los 132 a los 298 euros; los discapacitados intelectuales con apoyo generalizado, de 132 a 331, y los que están en hogares residencia aumentarán su dinero de bolsillo de 331 a 398.

Bassa ha indicado que el objetivo es "garantizar la autonomía personal" de estas personas, ya que se detectó que había determinados colectivos de discapacitados a quienes el dinero que se les proporcionaba no les permitía desarrollar su autonomía personal.

"Somos conscientes de que el colectivo de la discapacidad ha sido uno de los más castigados por la crisis", ha afirmado la consellera, que ha defendido que quieren garantizar un dinero de libre disposición más justo y coherente con las necesidades de las personas.

El compromiso de aumentar este dinero de bolsillo se adoptó en la sesión constitutiva del Consejo Plenario de la Discapacidad de Catalunya el pasado 25 de mayo, cuando se firmó el acuerdo de modificación del dinero de libre disposición.

"SATISFACCIÓN" DE LAS FEDERACIONES

Las federaciones han visto con "satisfacción" que, después de más de dos años de negociación, se empiece a hacer efectiva una primera mejora en el copago, pero lamentan la lentitud en la aplicación de los acuerdos, han afirmado en un comunicado conjunto.

De hecho, lo califican de "éxito agridulce" y le piden al Govern mayor celeridad en implementar unos acuerdos firmados el pasado mayo pero acordados en septiembre de 2015.

Han lamentado que esta primera mejora en el copago llegue después de una larga negociación iniciada ya con el anterior Govern, con el objetivo de conseguir cambios en una orden de copago que consideraban "confiscatoria y abusiva".

Durante la reunión con la consellera, las tres federaciones le han recordado que todavía aspectos no tratados en las negociación como los costes de comedor y transportes, entre otros, y piden repensar de forma profunda el sistema de copago.