Dogi vuelve a las pérdidas y obtiene un resultado negativo de 15,1 millones en 2011

Actualizado 29/02/2012 18:31:07 CET

BARCELONA, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

La empresa textil catalana Dogi ha cerrado 2011 con un resultado negativo de 15,15 millones de euros, lo que supone una caída del 38,4% respecto a 2010, cuando registró un beneficio de 12,8 millones, ha informado la compañía este miércoles a la CNMV.

La cifra de negocios ha alcanzado los 39,3 millones de euros, lo que supone una bajada del 8,1% respecto a los 42,8 millones de 2010.

La empresa lo ha considerado un resultado de ventas "acorde con la situación económica general y con el descenso en el consumo que se experimentó durante el ejercicio".

La compañía ha explicado en un comunicado que en el ejercicio anterior se incluían los resultados de las filiales de Sri Lanka y Tailandia, hasta el momento de su venta, en marzo y octubre, respectivamente, así como el impacto en resultados de dichas ventas, que ascendió a un millón de euros.

También ha destacado que a cierre de 2011 se ha contabilizado el impacto del cierre de la actividad en la fábrica de China, que supone unos gastos de 7,2 millones de euros, así como otros gastos, como los financieros correspondientes a intereses, que ascienden a 1,7 millones.

ERE PARA 25 EMPLEADOS

La empresa ha destacado que este año seguirá impulsando medidas destinadas a la reducción de costes e incremento de la productividad y, en este sentido, ha indicado que en enero aprobó un expediente de regulación de empleo (ERE) que ha afectado a 25 personas y ha significado la amortización de un 11% de los puestos de trabajo, lo que significará unos ahorros anuales de un millón de euros.

El coste del expediente ha sido provisionado en las cuentas de 2011 por importe de 880.000 euros.