El encuentro de dos físicos nucleares que cambia el curso de la humanidad, en una obra del TNC

Copenhague En El TNC
DAVID RUANO
Actualizado 28/04/2011 6:18:12 CET

BARCELONA, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Teatre Nacional de Catalunya (TNC) acoge, a partir de este jueves, la obra 'Copenhague', de Michael Frayn, que aborda del enimático encuentro que tuvo lugar en la capital de Dinamarca en 1941 entre dos científicos expertos en energía atómica, Werner Heisenberg y Niels Bohr, y que cambió el curso de la historia.

Heisenberg (Pere Arquillué) y Bohr (Lluís Marco) --ambos galardonados con el Nobel de Física-- se reunieron en Copenhague para hablar de la necesidad de la investigación sobre la energía nuclear y las posibles consecuencias que tendrían sus hallazgos, aunque sus posturas encontradas y su misteriosa discusión hicieron que ambos científicos no se volvieran a dirigir la palabra.

Después del encuentro Bohr --que era de familia judía-- emigró a Estados Unidos, donde colaboró en la fabricación de la bomba atómica, mientras Heisenberg volvió a Alemania donde continuó trabajando en la física nuclear, y fue acusado de ayudar al régimen nazi en la creación de armas nucleares, aunque él siempre lo negó.

El director de 'Copenhague', Ramon Simó, los reúne una vez muertos en una especie de limbo teatralizado, en compañía de la esposa de Bohr, Margrethe (Rosa Renom), para "intentar esclarecer qué pasó en esa conversación y qué repercusión tuvo en el desarrollo de la historia contemporánea".

"La obra reflexiona sobre las intenciones de las personas, sobre por qué toman las decisiones que toman, sobre la responsabilidad ineludible y la relación entre ambición científica y la tentación de la maquinaria militar", ha explicado Simó en rueda de prensa.

Los personajes se ven inmersos en una especie de "juicio histórico", en el que se hace patente la tensión entre la vocación científica basada en el puro placer de conocer el mundo y la presión de los gobiernos para crear armas destructivas.

Los tres actores se encuentran en escena mezclando los elementos narrativos: "A veces discuten entre ellos, explican sus recuerdos al público o reinterpretan lo que pasó, y todo ello sin transiciones y confundiendo, muchas veces, el pasado con el presente y la realidad con sus recuerdos", ha dicho el director.

Aquillué también ha destacado que la obra "habla de la amistad" y del ejercicio de memoria necesario para ponerse de acuerdo sobre temas de ética y de recuerdos historicos.

La obra de Frayn, también autor de 'Por delante y por detrás', fue estrenada en Londres en 1998 y se convirtió en un éxito inmediato, confirmado por el estreno de Broadway dos años más tarde y el premio Tony al mejor texto teatral del año.

En Catalunya, se estrenó en Reus (Tarragona) y podrá verse en la Sala Petita del TNC entre este jueves y el 5 de junio.