El exdirector de Mossos admite que un proyectil policial dejó a Ester Quintana sin ojo

 

El exdirector de Mossos admite que un proyectil policial dejó a Ester Quintana sin ojo

Manel Prat, director de Mossos d'Esquadra
EUROPA PRESS
Publicado 18/04/2016 14:15:23CET

   BARCELONA, 18 Abr. (EUROPA PRESS) -

   El que era director de los Mossos d'Esquadra cuando Ester Quintana perdió un ojo en la huelga general de noviembre de 2012, Manel Prat, se ha mostrado "convencido", en su declaración como testigo este lunes en juicio, que fue un proyectil policial lo que lesionó a la víctima, pero no ha señalado a los dos agentes que están acusados.

   En la vista que se celebra en la Audiencia de Barcelona, Prat ha reiterado que en ningún momento autorizó el uso de pelotas de goma durante la manifestación, que siguió todo el día desde el gabinete de crisis, ha relatado.

   En el banquillo de los acusados se sienta el escopetero que presuntamente disparó y el subinspector de la furgoneta Dragó 40 que dio la orden de disparar, pese a que la situación estaba tranquila en aquel momento y era innecesario ningún tipo de disparo, según el escrito de acusación de la Fiscalía.

   Ha reconocido que los Mossos han cambiado la versión varias veces, según él por falta de información, y que sucesivamente recibieron grabaciones de vídeo de la zona --Paseo de Gràcia con Gran Via-- hasta concluir que sí hubo disparos.

   "Los informes que nos iban pasando no eran suficientemente rigurosos", ha justificado Prat, que ha insistido en que en todo momento se han movido para saber la verdad.

CAMBIOS DE VERSIÓN

   También ha relatado que, en un momento dado de la investigación, los agentes de otra de las tres furgonetas que formaban la unidad (la 414) cambiaron de versión y reconocieron que se adelantaron a la furgoneta de los acusados y que dispararon sin seguir el protocolo.

   Según él, este fue uno de los detonantes de que la Conselleria de Interior reconociese en julio de 2015 que la lesión de Quintana tenía un origen policial; finalmente, el Departamento indemnizó a la víctima con 260.000 euros.

   Al preguntársele si dimitió por la crisis originada por esta causa, Prat ha reconocido que "todo afecta" pero que no fue en exclusiva por este caso.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies