La Fundació Palau se sumerge en la relación de Joan Vila-Puig con Caldes d'Estrac

Actualizado 26/01/2011 12:04:03 CET

BARCELONA, 26 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Fundació Palau se sumerge desde este domingo y hasta el 1 de mayo en la relación del pintor catalán Joan Vila-Puig con Caldes d'Estrac (Barcelona), un municipio del litoral catalán en el que veraneaba el artista.

'Presències i desaparicions. El pintor Joan Vila-Puig a Caldes d'Estrac' es el nombre escogido para esta muestra que, con un programa de actividades paralelas, busca la participación de las personas interesadas.

La exposición quiere dar a conocer la obra pictórica del artista --poco conocida hasta ahora-- y mostrar unas selección de pinturas y dibujos sobre el municipio, conocido como 'Caldetes'.

En el primer espacio de la muestra está compuesto por una selección de paisajes realizados en diferentes lugares de Catalunya entre los años veinte y cuarenta del siglo XX, los años clave en la gestación de su lenguaje pictórico.

El segundo espacio se pueden ver las obras que hacen referencia a la vinculación de Vila-Puig con el municipio, unas obras que presentan el pueblo como un arquetipo de armonía y belleza.

Vila-Puig, considerado una de las figuras más destacadas del paisajismo en Catalunya en la primera mitad del siglo XX, fue discípulo de Julio Romero de Torres y Joan Vila Cinca y expuso junto Joaquim Mir, Josep Maria de Sucre i Joan Junceda.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies