La Generalitat solicita finalizar los convenios tributarios con los registradores de la propiedad

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Impuestos

La Generalitat solicita finalizar los convenios tributarios con los registradores de la propiedad

Sede de la Agencia Tributària de Catalunya (ATC)
EUROPA PRESS
Publicado 24/10/2016 20:22:16CET

El Govern prevé un ahorro de entre 17 y 20 millones anuales con el despliegue de la ATC

BARCELONA, 24 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Generalitat ha comunicado este lunes a los registradores de la propiedad la renuncia a los convenios por los que actúan como oficinas liquidadoras de impuestos de la administración catalana --impuesto sobre Sucesiones y Donaciones e Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados--, con el objetivo de asumir directamente estas funciones, ha informado el Govern.

Así lo ha comunicado el secretario de Hacienda de la Generalitat, Lluís Salvadó, al decano del Colegio de Registradores de Catalunya, Luís Suárez.

Se trata de dos convenios: uno de 500.000 euros para labores de gravación y digitalización que expiraba este 31 de diciembre --y cuya renuncia se debía anunciar con dos meses de preaviso-- y el otro de 27 millones de euros para las funciones liquidadoras que finalizaba el 31 de octubre de 2017.

El objetivo de la Generalitat es asumir directamente las tareas del primer convenio el 1 de enero, y las del segundo el 1 de septiembre, incorporando "al máximo posible" de personal laboral que trabaja ahora en las 53 oficinas liquidadoras de los registradores de la propiedad, y que son 277 personas.

El Ejecutivo catalán prevé hacerlo de manera paulatina a través de concursos de concurrencia pública para cubrir plazas de funcionarios interinos, en los que valorará la experiencia de las personas que trabajan ahora para los registradores de la propiedad.

Este lunes ya ha empezado los contactos con los registradores para organizar los procesos de transición por el fin de los convenios, como el traspaso de expedientes en curso y el del archivo histórico, ha explicado en un encuentro con prensa Salvadó.

DESPLIEGUE DE LA ATC

En paralelo, la Agencia Tributaria de Catalunya (ATC) prosigue con sus planes de despliegue para abrir 15 oficinas propias antes de julio de 2017, y también prevé 10 puntos de servicio tributario en locales de administraciones locales pero con personal de la ATC, además de la red Tributs de Catalunya, que ofrece el servicio de ventanilla úhica a las 142 oficinas que forman parte.

Asimismo, el Govern quiere aumentar el número de autoliquidaciones de impuestos que se presentan de manera telématica, para lo que mejorará la infraestructura informática con el objetivo de que todas las presentadas por profesionales (el 70%) se presenten online (ahora son el 33%).

La ATC también trabaja para asumir la totalidad de la recaudación ejecutiva --gestión de multas e impuestos impagados-- en 2017, mientras que ahora paga 10 millones anuales al Estado por prestarle este servicio.

Además, una vez pueda asumir esta labor directamente, la Generalitat le ofrecerá este servicio de recaudación ejecutiva a las administraciones locales catalanas, que ahora también lo encargan a la Hacienda estatal, lo que supondrá mas ingresos para la Hacienda catalana.

Cuando se efectúen todos estos cambios para el despliegue de la ATC, que incluyen pasar de una plantilla actual de 385 personas a 800 en julio de 2017, el Govern prevé un ahorro anual de entre 17 y 20 millones de euros respecto a los costes actuales, ha indicado Salvadó, que ha destacado que los cambios no supondrán "ninguna merma en la calidad del servicio a los ciudadanos".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies