Gimeno toma las riendas del TSJC con la misión de recuperar la confianza ciudadana en la justicia

 

Gimeno toma las riendas del TSJC con la misión de recuperar la confianza ciudadana en la justicia

Actualizado 10/12/2010 16:45:33 CET

Su antecesora espera que el nuevo Govern siga apostando por la justicia pese a los recortes presupuestarios

BARCELONA, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

El nuevo presidente del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC), Miguel Ángel Gimeno, ha tomado este viernes posesión del cargo y ha sentenciado que entre las líneas maestras de su presidencia figuran trabajar para recuperar la confianza ciudadana en la justicia, huyendo del "márketing mediático", fomentando la transparencia en la gestión, la imparcialidad de los jueces, el trabajo en equipo y la cooperación institucional.

En un acto solemne al que han asistido el presidente de la Generalitat en funciones, José Montilla, y el futuro presidente, Artur Mas, Gimeno ha reconocido que en tiempos de crisis económica las insuficiencias de la Administración de Justicia se hacen "más evidentes".

Según él, esta situación crea "inconvenientes" pero que también pueden convertirse en oportunidades si la Administración de Justicia se esfuerza para optimizar recursos e ideas. Gimeno ha recordado que en el plan de modernización de la justicia del CGPJ y la implantación de la Nueva Oficina Judicial ya se prevén "desjudializaciones", y ha abogado por ahondar en esta línea y poner mecanismos para que permitan excluir del ámbito judicial todo aquello que no sea estrictamente jurisdiccional.

El nuevo presidente del TSJC también ha hecho un guiño al uso del catalán en el ámbito judicial y ha manifestado que defenderá y promocionará su utilización porque no se puede obviar que se trata de "la primera manifestación de la identidad de Catalunya". Para Gimeno, con todo esto se busca acercarse al ciudadano, con vocación de servicio, transparencia y eficacia.

Sobre la independencia de los jueces, Gimeno ha insistido en que desde el TSJC trabajará en su defensa e intervendrá si detecta que la independencia judicial está "en riesgo". No obstante, también ha dejado claro que sería un error sobredimensionar el principio de independencia judicial aplicándolo a ámbitos que no le son propios.

Gimeno ha pronunciado estas palabras después de asumir el cargo y bajo la atenta mirada de su antecesora, Maria Eugènia Alegret, que ha desempeñado esta tarea durante los últimos seis años.

En su intervención, Alegret ha destacado que la Administración de Justicia en Catalunya ha mejorado en los últimos tiempos, con nuevas instalaciones y más plazas, aunque queda por hacer.

Alegret también ha deseado que el nuevo Govern, bajo la batuta de Artur Mas, siga apostando por el ámbito de la justicia pese a las dificultades presupuestarias que comporta una crisis como la actual y los planes de austeridad que conllevan.

En el mismo acto también ha intervenido Fernando de Rosa, vicepresidente del CGPJ, quien ha felicitado al presidente entrante y saliente y ha recordado que el TSJ catalán necesita de su colaboración y de su interlocución continua. No ha obviado que la justicia española se halla en un momento crucial, también la catalana, con más asuntos por resolver fruto de la crisis.

Además, ha reconocido que Catalunya es la comunidad autónoma con más rotación de jueces y la que tiene más plazas vacantes y ha animado a Gimeno a lidiar con esta problemática en su mandato.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies