El Govern garantiza que los alumnos catalanes podrán seguir haciendo las PAU en 2017

 

El Govern garantiza que los alumnos catalanes podrán seguir haciendo las PAU en 2017

La consellera de Enseñanza de la Generalitat Meritxell Ruiz
EUROPA PRESS
Publicado 27/03/2016 10:30:53CET

Mantendrá las pruebas propias de 3º y 6º de Primaria y descarta las de la Lomce

BARCELONA, 27 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Generalitat garantiza que los alumnos catalanes podrán seguir haciendo las pruebas de acceso a la universidad (PAU) en junio de 2017, pese a la entrada en vigor de la Ley Orgánica para la Mejora Educativa (Lomce), que prevé que este curso sea el último en que se hace la Selectividad.

Lo ha explicado en una entrevista de Europa Press la consellera de Enseñanza de la Generalitat, Meritxell Ruiz, que ha pedido al Ministerio de Educación que mantenga la Selectividad: "Le pedimos que no haga cambios cuando una etapa ya ha empezado".

"Los alumnos que ahora hacen primero de Bachillerato y el año que viene hacen segundo, no tiene sentido que les cambies la evaluación final", ha observado la titular de Enseñanza, que ha recordado que los rectores catalanes ya se pusieron de acuerdo para hacer una única prueba, como se hace en Catalunya.

"Le pedimos al Ministerio que así lo tenga en cuenta porque al único que perjudica es al alumno y al sistema que nosotros hemos estructurado en el Bachillerato para que puedan hacer las PAU como hasta ahora", ha alegado.

La consellera ha considerado que "la Lomce está realmente en vía muerta", pero ha dicho que si finalmente el Gobierno central decidiera aplicar la nueva reválida en junio de 2017 la Generalitat ha encontrado una solución.

"Hemos encontrado un sistema que permitiría que esto no perjudique a nuestros alumnos. Que estén tranquilos porque pase lo que pase la estructura del Bachillerato que proponemos permitirá hacer las dos opciones", ha subrayado la conselleria.

De todas formas, se ha decantado por la opción de no tener que modificar la estructura de la etapa de Bachillerato, una vez los alumnos ya han empezado, y seguir haciendo las PAU.

LOS RECTORES EN CONTRA

La pasada semana la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (Crue), que agrupa a 75 centros privados y públicos, le pidió al Ministerio una moratoria para garantizar la seguridad jurídica de los estudiantes ante la "indefinición" de la reválida del Bachillerato, cuyas pautas no han sido aprobadas.

La Lomce contempla de facto la desaparición de la PAU en el curso 2016/2017, y prevé que la reválida se realice en junio de 2017, cuando culmina la implantación de la ley en Secundaria y Bachillerato, si es que el Gobierno central que venga no cambia las cosas.

La idea es que cada universidad realice desde entonces su propio procedimiento de acceso, sirviéndose de los resultados de la reválida de Bachillerato, haciendo entrevistas personales y las pruebas que considerase necesario.

Tras la petición de los rectores, el Gobierno rechazó prorrogar un año más la Selectividad, y afirmó que el calendario seguirá como está establecido en la Lomce.

Sobre las pruebas de evaluación en Primaria, la consellera ha asegurado que mantendrá los exámenes propios que se llevan a cabo en 3º y 6º de Primaria, y ha descartado hacer las que dicta la Lomce por plantear una "evaluación de rankings y de discriminación de los alumnos con más dificultad".

"QUE LAS FAMILIAS ESTÉN TRANQUILAS"

"Queremos dar un mensaje a las familias de que estén tranquilas y que la evaluación se seguirá haciendo como hasta hora para la mejora del sistema y de poder introducir programas que nos ayuden a mejorar competencias", ha remarcado.

Ha destacado la exhaustividad que permiten las pruebas propias, algunas de las cuales se hacen desde hace diez años, y cómo éstas han permitido detectar algunas carencias y, como consecuencia, implementar metodologías para contrarrestarlas.

Ha puesto como ejemplo la identificación de problemas de lectoescritura y de geometría en sexto de Primaria, y la posterior implementación de un plan de impulso de la lectura y escritura, así como de un plan de refuerzo de la geometría en las aulas y a través de la formación de profesores con recursos facilitados por la Universitat Oberta de Catalunya.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies