Jorge Fernández dice que los detenidos "forman parte de un comando legal que informaba a la cúpula"

Jorge Fernández Díaz
GOBIERNO VASCO
Actualizado 21/02/2012 12:28:20 CET

Afirma que la izquierda abertzale "no deja a ETA" volver a la violencia

BARCELONA, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, ha informado de que los dos detenidos esta madrugada en Guipúzcoa "forman parte de un comando legal --no fichado por las fuerzas de seguridad-- que informaba a la cúpula de ETA".

Además, ha asegurado que la Guardia Civil llevaba "desde hace tiempo" detrás de los arrestados, aunque ha precisado a continuación que la operación responde a una requisitoria de la juez antiterrorista francesa Laurence Le Vert.

En una entrevista de Catalunya Ràdio recogida por Europa Press, el ministro ha aprovechado para lanzar un mensaje a los terroristas, a los que ha advertido de que, mientras no se disuelvan, el Gobierno y las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado continuarán actuando contra ellos.

Según él, la posición del Gobierno es muy clara: "ETA debe disolverse, y cuanto antes, mejor para todos", también para los presos de ETA, para que se puedan acoger a beneficios penitenciarios.

Ha recordado el juicio de este lunes a dos etarras "que, lejos de arrepentirse y pedir disculpas, dicen con orgullo que son miembros de ETA", por lo que ha puesto en duda que a estas personas se le puedan aplicar dichos beneficios.

Sobre los presos, ha afirmado que están coaccionados por ETA porque les ordena no acogerse a beneficios, pero ha dicho que algunos se acogerían a ellos si no tuvieran esta consigna de la banda terrorista.

LA EXTORSIÓN CONTINÚA

Fernández Díaz ha recordado que ETA continúa con la extorsión porque cuenta con información basada en informes policiales y que tiene pruebas para asegurarlo.

Al planteársele que el consejero de Interior vasco, Rodolfo Ares, ha dicho que la extorsión ya no se practica, ha evitado entrar en polémica.

En cuanto a la posibilidad de que ETA pueda volver a la violencia, ha asegurado: "Tengo la firme convicción de que la izquierda abertzale, que es quien manda en estos momentos, no le deja a ETA que pueda tomar una decisión de estas características".

Además, ha afirmado que "la democracia española no debe dar las gracias a ETA por que se disuelva", y ha reiterado que el Gobierno no puede sentarse a negociar con ellos.

AMAIUR: DIFÍCIL ILEGALIZACIÓN

El ministro ha criticado que Amaiur no haya condenado la violencia de ETA ni haya pedido a la banda terrorista que se disuelva, aunque ha asegurado que jurídicamente es muy difícil conseguir su ilegalización pese a que "pueda repugnar políticamente".

"Esta postura tiene muy pocas posibilidades de prosperar tras la sentencia del Tribunal Constitucional", ha indicado.

En este sentido, ha añadido: "Teniendo en cuenta los precedentes jurídicos, no hay base suficiente probatoria para que esta iniciativa prospere; si la tuviéramos, actuaríamos en consecuencia".

El ministro del Interior ha añadido que, en cualquier caso, "esta iniciativa no es conveniente porque no es posible".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies