La ley catalana de referéndums supera las enmiendas a la totalidad de PP y C's

 

La ley catalana de referéndums supera las enmiendas a la totalidad de PP y C's

Actualizado 17/06/2009 15:43:47 CET

BARCELONA, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El proyecto de Ley de Consultas Populares por la vía del Referéndum superó hoy las enmiendas a la totalidad de PP y C's, por lo que continúa su trámite parlamentario con el apoyo del tripartito y con la advertencia de CiU de que es poco ambicioso y no desarrolla el autogobierno de Catalunya que prevé el Estatut.

El presidente de C's, Albert Rivera, reprochó al Govern que se dedique a realizar debates sobre la autodeterminación en momentos de crisis, e instó al tripartito a aprender de los errores del ex lehendakari Juan José Ibarretxe. Criticó a ERC por pretender un "conflicto continuo con el Estado", posición que calificó de respetable, pero lamentó que lleven a todo el Govern, y por extensión a todos los catalanes, por el mismo camino.

Para Rivera, si al tripartito le interesa tanto fomentar la participación, lo primero que debería hacer es aprobar una ley electoral catalana, algo que no hacen porque no se ponen de acuerdo con CiU. De la misma manera, planteó irónicamente al Govern si preguntará a los ciudadanos sobre el Cuarto Cinturón. Uno de los tres diputados del Mixto, José Domingo, votó por error en contra de las dos enmiendas a la totalidad.

Igualmente, el diputado del PP Francesc Vendrell reclamó primero una ley electoral, y, dejando de lado el recurso popular contra el Estatut, subrayó que la normativa "continúa siendo una joya en sí misma".

Cuestionó que el Govern gaste grandes cantidades de dinero en consultas que sólo son consultivas y que crearán frustración. "El derecho a hacer el ridículo es perfectamente constitucional, pero tampoco hace falta que hagamos un abuso", señaló satírico Vendrell, que dijo tener la tranquilidad de que al final, la enmienda a la totalidad del PP ganará "por los hechos".

La diputada de CiU Dolors Batalla reprochó al Govern prácticamente lo contrario que sus predecesores en el uso de la palabra. Para ella, el enfoque de la ley es "poco adecuado, incompleto y fija más limitaciones de las necesarias, renunciando a desarrollar parte del autogobierno" de Catalunya, aunque la federación no presenta enmienda de retorno para mostrar su disposición al diálogo.

Batalla constató que hace daño que sea el propio Govern el que "renuncia voluntariamente" a convocar consultas que no necesitan el permiso del Estado, y sólo regule las que sí lo requieren. La diputada se mostró especialmente decepcionada con ERC, que ha permitido que se impongan las tesis del PSC, dijo. La republicana Anna Simó replicó a Batalla que este Govern ha hecho lo que los de CiU no quisieron hacer.

El conseller de Gobernación, Jordi Ausàs, intervino en primer lugar para defender el proyecto de ley "más ambicioso" posible, pero también respetuoso con la Constitución, e indicó que las consultas que no necesitan permiso del Estado se regularán en la ley de gobiernos locales.

Ausàs reivindicó la futura ley como instrumento a utilizar todas las veces que sea necesario, que viene a concretar la expresión del derecho a decidir de los ciudadanos, un derecho que "cohesiona y fortalece a Catalunya como país". Criticó a los que dicen que la ley no aporta nada nuevo, y les dijo que el Govern ha elaborado una normativa "formalmente irrefutable, con la máxima pulcritud jurídica para evitar que ningún elemento imposibilite y deslegitime la validez de cualquier consulta".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies