Las mujeres catalanas tienen la mayor esperanza de vida de Europa

El conseller Boi Ruiz
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 07/04/2015 21:19:24 CET

La satisfacción de los catalanes con el sistema sanitario sube cuatro puntos en cuatro años

   BARCELONA, 7 Abr. (EUROPA PRESS) -  

Las mujeres catalanas tienen la mayor esperanza de vida de Europa con 86 años de media, por delante de Islandia, con 85,5 años, según ha explicado este martes en rueda de prensa el conseller de Salud de la Generalitat, Boi Ruiz, a la luz de la última Encuesta de Salud de Catalunya (Esca), con datos de 2014.

   En cambio, los hombres catalanes ocupan el tercer puesto europeo, con 80,3 años de esperanza de vida, por detrás de Islandia y Suiza, y en términos generales, la población también ocupa el tercer lugar, con una media de 83,2 años: "Debemos estar muy orgullosos de estas cifras porque nos sitúan en el liderazgo pese a no ser el país más rico".

   La Esca, realizada con preguntas a 4.788 catalanes, también revela que la satisfacción con los servicios utilizados con más frecuencia en el último año ha sido del 91,4% de la población general, el 97,6% en relación a los servicios privados y el 90% los públicos, cuatro puntos más que hace cuatro años.

   Además, el 80% de catalanes valora positivamente su estado de salud, aunque el 31% presenta problemas de dolor o malestar, el 18,2% de ansiedad o depresión y el 13,6% para caminar: "En todos estos casos, la afectación es mayor entre las mujeres".

   Sólo el 10,8% de la población sigue la recomendación de consumir a diario cinco raciones de fruta y verdura, y el 43,4% desayuna dos veces, un hábito saludable que se va perdiendo a medida que los catalanes van cumpliendo años.

CLASE BAJA Y ALTA

   Los datos destacan que el 5,8% de los catalanes de clase alta mayores de 15 años tiene riesgo de sufrir un trastorno mental, una cifra que asciende al 9,1% en el caso de los de clase media y al 10% en los de clase baja, lo que configura una media general del 8,5%.

   Otro de los problemas de salud en Catalunya con diferencias entre clases sociales es el del exceso de peso: el 40,2% de los de clase alta tienen sobrepeso y obesidad, mientras que en los de clase baje la cifra asciende al 57,3% de la población.

   Ruiz ha admitido que "el sedentarismo y el exceso de peso son uno de los puntos a mejorar en Catalunya", teniendo en cuenta que, en términos generales, el 22,2% de la población tiene hábitos sedentarios y el 48,1% sufre obesidad o sobrepeso.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies