El Parlament asume el informe del Síndic que aprecia "erosión de derechos sociales" en 2013

Pleno del Parlament
EUROPA PRESS
Publicado 09/04/2014 14:50:39CET

Ribó reclama que no se use la crisis como justificante para vulnerar derechos sociales

BARCELONA, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Parlament ha debatido este miércoles el informe 2013 del Síndic de Greuges, Rafael Ribó, en el que aprecia una "clara erosión de derechos sociales", por la eliminación de partidas presupuestarias y la reducción progresiva de políticas públicas.

Durante su intervención ante el pleno, Ribó ha defendido que "la crisis económica no puede justificar la vulneración de los derechos sociales", y ha reclamado a la Administración que garantice el pago de las prestaciones reconocidas y vele por el cumplimiento de las recomendaciones de su informe.

Ribó ha agradecido, sin embargo, la mayor concienciación de las administraciones y su análisis de las recomendaciones del Síndic, y ha puesto como ejemplo el conjunto de medidas adoptadas para "empezar a paliar" los problemas de malnutrición infantil, tras el debate suscitado por un informe del órgano.

Según el informe, un 39,3% de las 13.354 quejas y actuaciones de oficio que ha tramitado la institución durante el último año --un 6,7% más que en 2012-- tienen que ver con las políticas sociales, el 29,4% con la administración pública y los tributos y el 13% con el consumo.

Contabilizando también las consultas, el Síndic realizó más de 27.000 actuaciones el año pasado, que en total afectan a unas 38.300 personas --una cifra superior a las 31.300 personas del año 2010 pero que se mantiene estable en los dos últimos años--, de las que un 60% corresponde a mujeres.

El diputado de ERC Josep Cosconera, que ha agradecido al Síndic su trabajo para anticiparse a los problemas y alertar a las instituciones, ha achacado las dificultades del Govern para poder prestar políticas sociales a la "falta de financiación por parte del Estado".

También Anabel Marcos (CiU) ha señalado la falta de inversión por parte del Gobierno central como la principal dificultad con la que topa la Generalitat para desarrollar políticas sociales, aunque ha ensalzado el trabajo hecho por el Govern hasta ahora.

CRÍTICAS AL GOVERN

Desde las filas del PSC, Núria Segú ha censurado la "inacción e insensibilidad" del Govern ante la erosión de los derechos sociales, y ha lamentado que el Ejecutivo que preside Artur Mas solo tenga como "obsesión" el proceso soberanista.

Alicia Alegret (PP) ha aplaudido la tarea pedagógica del Síndic, y ha lamentado que el Govern no actúe para frenar algunos aspectos que se reproducen año a año: "Se prioriza la 'estelada' y se recorta en derechos sociales. Y eso se refleja también en el informe".

La diputada de C's Carmen de Rivera ha opinado que la foto fija que desprende el informe del Síndic "es la de una Catalunya que lo está pasando mal", y como PSC y PP ha criticado que se centren los esfuerzos en el proceso soberanista y no, a su juicio, en combatir la pobreza.

David Fernández (CUP) ha criticado que se "está haciendo negocio de las dificultades sociales" de Catalunya, y ha advertido de que no se puede permitir la desigualdad por ley fomentada a través de determinadas actuaciones políticas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies