El presunto espionaje de Mossos acumula seis querellas de entidades, sindicatos y profesionales

David José (SPC) y el abogado José María Fuster-Fabra
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 02/03/2018 13:32:02CET

   SCC y el portavoz del SPC tienen previsto querellarse la semana que viene

   BARCELONA, 2 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El presunto espionaje de los Mossos d'Esquadra sobre políticos, abogados, asociaciones civiles y periodistas ya acumula seis querellas criminales presentadas y cinco de ellas han sido admitidas en juzgados de instrucción de Barcelona, han informado a Europa Press fuentes jurídicas.

   Desde el despacho del abogado José María Fuster-Fabra han presentado cinco querellas que ya han sido admitidas a trámite por supuestos seguimientos e informes realizados por los Mossos: una del propio abogado; otra del exlíder de SCC José Ramón Bosch; otra del secretario general del sindicato de la policía catalana SPC, David José, y su hijo menor de 15 años; otra de su exmujer, y otra de la Plataforma Barcelona con la Selección.

   Las querellas se dirigen contra los funcionarios de los Mossos que puedan ser identificados como culpables de los seguimientos y por los delitos de prevaricación, malversación y revelación de secretos.

   Además, el periodista Albert Castillón ha presentado una querella pendiente de admitirse a trámite tras publicarse en 'El Periódico' un informe de la Brigada Provincial de Información de la Policía Nacional de Catalunya que concluía que los Mossos d'Esquadra crearon un "servicio ilegal de espionaje" para investigar a políticos y otras personalidades.

   El próximo lunes el portavoz del SPC, David Miquel, que también aparece como objeto de seguimientos en los documentos, presentará una querella en los juzgados a través del bufete de Fuster-Fabra, ha explicado a Europa Press.

   Societat Civil Catalana (SCC) anunció este jueves que tiene previsto querellarse contra los responsables políticos y policiales asegurando que este "espionaje al bloque constitucionalista de Catalunya es una muestra más de la forma de actuar totalitaria de los representantes secesionistas".

   Por su parte, Cs explicó este jueves que no descarta emprender acciones judiciales contra los seguimientos que, según informes de la Policía Nacional, realizaron los Mossos sobre políticos de su partido, pues considera que se hicieron únicamente "por razones ideológicas".

   Además, adelantó que una vez que el Parlament elija un nuevo presidente de la Generalitat y este forme Gobierno, presentará una batería de preguntas parlamentarias, solicitará distintas comparecencias, pedirá informes y reclamará que se asuman "responsabilidades políticas" por esos hechos.

   Sobre presuntos seguimientos al presidente del PP de Catalunya, Xavier García Albiol, y al delegado del Gobierno en Catalunya, Enric Millo, ambos dijeron que no les constaba, pero Albiol se reservó la posibilidad de emprender acciones legales si se confirmara.

RESPUESTA DE PUIGDEMONT Y FORN

   Este viernes el expresidente de la Generalitat y diputado de JxCat, Carles Puigdemont, ha negado que los Mossos d'Esquadra hayan realizado seguimientos a políticos y ha defendido que, "a diferencia de otras", son una policía escrupulosa con la ley y la democracia.

   En una entrevista de Rac 1, recogida por Europa Press, ha cuestionado el origen de los informes que hablan de estas prácticas, como también lo ha hecho del documento 'Enfocats' que la Guardia Civil encontró en el domicilio del exsecretario general de Vicepresidencia con Oriol Junqueras, Josep Maria Jové: "Ni lo oí mencionar y ahora, sin embargo, existe".

   Cuando el exconseller del Interior Joaquim Forn fue interrogado en el Tribunal Supremo, negó los seguimientos al presidente del PP catalán, Xavier García Albiol, y al delegado del Gobierno en Catalunya, Enric Millo: "Le puedo decir rotundamente que, en ningún momento, esta información es verdadera", defendió Forn, según las actas de su declaración judicial.

   "De hecho", continuó, "al cabo de unos días el Ministerio del Interior desmintió esta información que a mí me dolió".