Renfe y Spanair provocan los primeros envites de la oposición al Govern

Actualizado 26/01/2011 21:20:18 CET

BARCELONA, 26 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los retrasos de Rodalies, a raíz del conflicto de los maquinistas con Renfe, y el "rescate" de Spanair han provocado el primer rifirrafe serio entre el Govern y la oposición, que han calificado de "caos y desbarajuste" la gestión del Ejecutivo y han pedido las primeras comparecencias de consellers en el Parlament.

El presidente del PSC en el Parlament, Joaquim Nadal, ha criticado los "desbarajustes" del nuevo Govern en la gestión de la huelga encubierta de Rodalies y ha certificado que el equipo de Artur Mas se equivoca al "desentenderse" de la situación.

"La Generalitat no puede tirar balones fuera porque es el dueño de los Regionales y Cercanías", ha asegurado.

El secretario general de ICV, Joan Herrera, ha criticado la "pasividad" del Govern y ha asegurado que lo debería haber hecho el Govern es "actuar de forma preventiva" ante la huelga encubierta que ha considerado que ha causado graves perjuicios a los ciudadanos.

Por su parte, el portavoz de C's, Jordi Cañas, ha anunciado que pedirá la comparecencia en el Parlament del conseller de Política Territorial, Lluís Recoder, por el "caos" de Rodalies, al considerar inadmisible que los ciudadanos vuelvan a "pagar la incapacidad" de los gobernantes, y ha acusado al conseller de esconderse detrás de la red social Twitter.

El líder del PP en el Ayuntamiento de Barcelona, Alberto Fernández Díaz, incluso ha reclamado al Estado y a la Generalitat la militarización de Rodalies si la huelga encubierta de maquinistas se recrudece, contemplando así "las mismas medidas" que se aplicaron con la huelga de los controladores aéreos.

El PP planteará este jueves en el consistorio una moción en la que pide la aprobación de las medidas extraordinarias necesarias para garantizar el buen funcionamiento del servicio, "incluyendo entre éstas, y si procede, la participación de las Fuerzas Armadas".

En este sentido, el presidente de ERC en el Ayuntamiento de Barcelona, Jordi Portabella, ha replicado que la huelga no se resuelve "amenazando con sacar los tanques a la calle", ha informado en un comunicado.

Portabella cree que la militarización, que se aplicó en el conflicto de los controladores aéreos "pretende crear una sociedad basada en la intimidación".

CRÉDITO A SPANAIR

El crédito de 10,5 millones de la Generalitat a Spanair también ha suscitado numerosas críticas a lo largo del día.

Fernández Díaz ha asegurado que el "rescate" pondría en evidencia la irresponsabilidad de la Generalitat cuando se advertía de que la compañía estaba "en peligro de caer en picado".

El PSC, en cambio, ha celebrado el crédito concedido por el Instituo Catalán de Finanzas (ICF), pero ha criticado las declaraciones del portavoz del Govern, Francesc Homs.

El alcalde de Barcelona, Jordi Hereu, ha considerado que es "muy desafortunado" decir que el crédito supone un rescate de la aerolínea, y la portavoz de Economía del PSC en el Parlament, Rocío Martínez-Sempere, ha acusado a Homs de "perjudicar gravemente" los intereses comerciales de Spanair y los de Cataluya.

No sólo los políticos han reaccionado al crédito, puesto que Vueling ha vuelto a valorar la inyección de capital que ha recibido Spanair.

El consejero delegado de Vueling, Álex Cruz, ha calificado de "injustificables" las ayudas de la Generalitat a Spanair, ya que son una "distorsión" de la libre competencia.

Ha defendido que la suya es la aerolínea que está apostando por convertir el aeropuerto de El Prat en un hub intercontinental y ha manifestado su "sorpresa" por la concesión de ayudas a Spanair que son "injustificables".

En contrapartida, el presidente de Spanair, Ferran Soriano, ha justificado el crédito y ha recordado que Iberia recibió inversiones públicas millonarias del Estado.

En declaraciones a Rac1 y a TV3 recogidas por Europa Press, ha reaccionado así a las críticas del presidente de Vueling, Josep Piqué, que considera injustificable el crédito, por lo que Soriano ha lamentado que "un competidor hable de otro en términos negativos".

El máximo responsable de Spanair ha añadido que "es como mínimo curioso que lo diga Iberia, porque Vueling es Iberia, la cual ha recibido inversiones millonarias" del Estado español, que invirtió en ella más de 1.300 millones de euros hace diez años, justo antes de la privatización.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies