Un sindicato de la Urbana critica que Colau no ha cumplido sus promesas tras el atentado

Memorial de La Rambla, Barcelona
EUROPA PRESS
Publicado 20/02/2018 18:34:02CET

   BARCELONA, 20 Feb. (EUROPA PRESS) -

   El sindicato Sapol, mayoritario de la Guardia Urbana de Barcelona, ha criticado este martes que la alcaldesa, Ada Colau, no ha cumplido sus promesas tras el atentado yihadista del 17 de agosto en La Rambla y no ha aumentado plantilla, no ha dotado a la policía barcelonesa de material más adecuado ni ha hecho formación.

   En un comunicado, el sindicato ha recordado que la alcaldesa también prometió pocos días después del atentado que tomaría medidas de seguridad y autoprotección, revisaría los protocolos, además de que anunció a "bombo y platillo" el cambio de ubicación de la Sala Conjunta de Mando al Palau d'Esports de la calle Lleida, donde no se podrá instalar, según ellos.

   "Seis meses después, continuamos igual. Nada de nada, no se ha hecho nada de lo que se prometió", ha lamentado la organización, acusándola, en sus palabras, de tener un estado profundo de amnesia.

   También le han reprochado su "ambigüedad y afán de protagonismo" al anunciar que el Ayuntamiento se personará como acusación particular --o subsidiariamente popular-- en la causa por el atentado, considerando que no es anecdótico el tiempo que ha tardado en decidirse.

   Asimismo, han afeado a Colau que en un primer momento no citara específicamente a la Urbana al felicitar a los cuerpos que participaron en la gestión del atentado, y que no condenara públicamente las afirmaciones de la concejal de la CUP Maria Rovira que dijo que la policía barcelonesa es el brazo del racismo institucional.

   El Ayuntamiento, por su parte, destaca que tras los atentados los mandos del cuerpo han recibido formación específica en yihadismo impartida por los Mossos d'Esquadra y que se ha anunciado una nueva promoción de policías para 2018, según fuentes consultadas por Europa Press.

   Respecto a las medidas de seguridad y autoprotección, se han instalado bolardos reforzados en La Rambla, la avenida de la Catedral y Portal de l'Àngel y se ha peatonalizado el entorno de la Sagrada Familia.

   El Ayuntamiento insiste en que su opción para ubicar la sala conjunta es precisamente el Palau d'Esports, pero que la decisión no depende solamente del consistorio sino también del Govern de la Generalitat.