El Vallès Occidental pide 13 millones tras los daños del temporal de viento

Publicado 28/01/2015 12:36:53CET

SABADELL (BARCELONA), 28 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los ayuntamientos de la comarca del Vallès Occidental (Barcelona) han pedido trece millones de euros a la Generalitat y la Diputación de Barcelona para poder hacer frente a las reparaciones necesarias tras los daños causados por el temporal del pasado 9 de diciembre.

Según ha informado el Consejo Comarcal de esta zona, cayeron 500.000 árbole, por lo que los municipios piden celeridad a la hora de recibir las ayudas para poder limpiar el bosque y evitar el riesgo de incendio en la temporada de calor.

Los municipios han solicitado, en conjunto, trece millones de euros, de los cuales 10,2 corresponden a suelo urbano y 2,8 millones se utilizarán para reparar daños en terreno considerado de ámbito forestal.

Recientemente, los ayuntamientos más afectados se han reunido con representantes del Consejo Comarcal, la Conselleria de Gobernación de la Generalitat, la de Agricultura, la Diputación de Barcelona y Forestal Catalana.

Durante el encuentro, los municipios pidieron a la Generalitat y la Diputación la máxima celeridad a la hora de otorgar las ayudas y se puso de manifiesto que es imprescindible actuar urgentemente en los bosques de la comarca para que antes del verano se hayan podido retirar los árboles caídos tras el vendaval.

CINCO MILLONES A GOBERNACIÓN

Aunque la Conselleria de Gobernación se ha mostrado dispuesta a otorgar ayudas, ha indicado que no podrá asumir la cifra que han solicitado los alcaldes y alcaldesas, que asciende a cinco millones de euros.

El Govern está tramitando un Fondo de Contingencia Presupuestaria que incluirá ayudas por el temporal en las comarcas de Barcelona y también por el temporal ocurrido en las comarcas gerundenses la última semana de noviembre.

AFECTACIONES EN EL ENTORNO

Las afectaciones en el entorno forestal público deberán subvencionarse con las ayudas de la Diputación de Barcelona, que prevé concretar los importes en las próximas semanas; por ahora los técnicos del ente constataron que se han visto afectadas un total de 548 hectáreas de bosque de ámbito público.

Por lo que respecta a la afectación privada, próximamente se hará una reunión con los propietarios forestales y las ADF, coordinada por el Consejo Comarcal, para poder concretar las actuaciones a realizar.

Los ayuntamientos también mostraron su preocupación por las afectaciones en los cauces de los arroyos y desde el Consejo Comarcal se ha dirigido una carta a la Agencia Catalana del Agua donde se piden actuaciones urgentes en este terreno.