Aumentan a 900 los acogidos en el CETI de Melilla tras las últimas llegadas en patera

Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla
Europa Press - Archivo
Actualizado 11/06/2018 23:18:13 CET

MELILLA, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El número de acogidos en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Melilla ha aumentado a unas 900 personas después del acogimiento de un centenar de 'sin papeles', todos ellos de origen subsahariano, que fueron rescatados el domingo en el Mar de Alborán y las Islas Chafarinas y que fueron evacuados a Melilla, según han informado a Europa Press fuentes oficiales.

Ésta es una las cifras más altas de los últimos meses, aunque lejos de los 1.200 que se han llegado a contabilizar en determinados periodos del año 2017 e inicios de 2018, con llegadas principalmente por vía marítima a través de pateras, así como en dobles fondos de vehículos, mientras que el sábado 6 de enero de 2018 se produjo un salto masivo de unos 300 subsaharianos, de los que 209 lograron saltar la doble valla que separa Melilla de Marruecos.

Las salidas a la Península desde entonces han sido constantes, lo que ha permitido reducir el número de acogidos en el CETI, aunque con los cien subsaharianos rescatados en tres pateras la cifra de acogidos ha pasado de unos 800 a unos 900.

El nuevo centenar de inmigrantes acogidos pertenecen en su parte mayoritaria a dos pateras rescatadas en Mar de Alborán el domingo y cuyos ocupantes, 49 por un lado y 31 por otro, de estos últimos cuatro cadáveres, fueron trasladados a Melilla.

La Unidad Orgánica de la Policía Judicial se ha hecho cargo de la investigación para conocer la razón de la muerte de los cuatro sin papeles mientras los restantes 76 inmigrantes, 74 varones y dos mujeres de origen subsahariano, han sido acogidos en el CETI, a la espera de confirmar la edad de seis de ellos que afirman tener menos de 18 años de edad.

A estas 76 personas hay que sumar las 14 mujeres que llegaron en patera a las Islas Chafarinas y que por razones humanitarias han sido evacuadas a Melilla, a diferencia de lo que ocurre generalmente con los varones mayores de edad que arriban a las islas y peñones de soberanía española en el norte de África y de los que se hace cargo Marruecos.

Los inmigrantes, en el CETI, tienen derecho a alojamiento, manutención y asistencia sanitaria mientras se tramitan sus expedientes de expulsión por entrada ilegal en España, unos trámites que suelen durar meses y muchas veces no se pueden concluir con la repatriación de los indocumentados, al no ser reconocidos como nacionales propios por los países a los que dicen pertenecer.