Detenido en Melilla con un coche de alquiler para su venta en Marruecos

Vehículo intervenido en la operación
EUROPA PRESS/GUARDIA CIVIL
Actualizado 08/07/2015 16:56:53 CET

MELILLA, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil ha recuperado en Melilla un vehículo que había sido alquilado en Alemania e iba a ser introducido en Marruecos para su venta, en el que se simula haber sido objeto de robo en el seno de la Unión Europea (UE) para quedar libre de cualquier responsabilidad penal.

Según ha informado un portavoz de la Comandancia, el servicio se realizó este martes en el puerto de Melilla, durante el control selectivo de vehículos que desembarcaba del buque procedente de Málaga, con objeto de comprobar su titularidad y procedencia, entre otros aspectos.

Allí se cotejaron los datos de un turismo marca Volkswagen, modelo Golf, con placas de matrícula alemana, ocupado por su conductor, que presentó una procuración expedida por una empresa de dicho país, por la cual autorizaba la salida del vehículo a Marruecos, así como el contrato de alquiler del citado vehículo.

Sin embargo, la inspección realizada sobre dichos documentos generaron dudas de su autenticidad, lo que conllevó a la práctica de gestiones con la empresa titular y la inmovilización del vehículo hasta acreditar "sin género de dudas su legítima procedencia y titularidad".

Esta revisión dio como resultado que el contrato de alquiler indicaba expresamente "la prohibición de salida a Marruecos", interponiendo la empresa propietaria denuncia por su supuesta sustracción.

DETENCIÓN

El conductor del vehículo, tras su detención el martes, ha pasado este miércoles a disposición judicial como supuesto autor de un delito de robo o apropiación indebida de vehículo a motor.

Se trata de un varón de 19 años de nacionalidad holandesa al que se le imputa el supuesto delito de robo o apropiación indebida de vehículo a motor. El vehículo tiene tan solo siete meses de antigüedad, y un valor de unos 25.000 euros.

El 'modus operandi' de este tipo de actuaciones consiste en llegar a Melilla con la cobertura legal de un contrato de alquiler para introducirlo en Marruecos y, posteriormente, presentar una denuncia por supuesto robo o sustracción en territorio comunitario, con objeto de quedar exonerados de cualquier tipo de responsabilidad penal. La empresa propietaria se hará cargo del vehículo en calidad de depósito, al quedar sujeto a disposición judicial.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies