Gobierno de Melilla ve “arriesgada” la manifestación de asociación islámica para el día 20

Publicado 13/08/2016 17:50:52CET

Voluntario Islámico de Acción Social (VIAS) convoca una protesta el 20 de agosto contra la prohibición de entrada de borregos desde Marruecos

MELILLA, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Melilla (PP) ante la manifestación convocada por una asociación islámica y respaldada por el principal partido de la oposición (CPM) en contra de la prohibición de entrada de borregos marroquíes para su sacrificio en la pascua grande musulmana, considera "muy arriesgado" que, "por parte de algunos, se intente manipular a una parte importante de la ciudadanía melillense con supuestos agravios de carácter religioso o cultural, con los peligros, sobre todo en los momentos que estamos viviendo".

Considera que esta manifestación, en la que la organización estima la participación de unas 6.000 personas, si se celebra, a juicio del Consejo de Gobierno, "podría conllevar una situación de agitación social motivada por esta cuestión, que como ya se ha dicho tiene un carácter exclusivamente sanitario".

Voluntario Islámico de Acción Social (VIAS) ha convocado una manifestación el 20 de agosto contra la prohibición de entrada de borregos desde Marruecos.

El Ejecutivo que preside Juan José Imbroda ha hecho además un "llamamiento a la sensatez" para no secundar la manifestación convocada por la organización no gubernamental (ONG) Voluntariado Islámico de Acción Social (VIAS) ni a ninguna otra porque estima que "en nada van a contribuir al sosiego y tranquila convivencia de los melillenses".

Además el Gobierno autonómico ha advertido que "en caso de ocurrir cualquier tipo de incidente no deseado --en la protesta del 20 de agosto--, será responsabilidad exclusiva de aquellos que convoquen dichos actos y de las organizaciones que los secunden".

El Consejo de Gobierno ha indicado asimismo que la prohibición de acceso de dichos animales "no es ningún conflicto social y religioso sino de carácter sanitario como consecuencia de una norma de obligada cumplimiento en todo el territorio nacional".

Ante esta situación y para que los ciudadanos de religión musulmana puedan cumplir con los preceptos de la Fiesta del Sacrificio, la Ciudad Autónoma de Melilla ha aseverado que "ha facilitado los medios necesarios, mediante las correspondientes autorizaciones, para que ganaderos locales puedan realizar la importación (desde la Península) y posterior venta de corderos, con las características requeridas para el sacrificio".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies