Más de mil empresarios y comerciantes se manifiestan en Melilla por el "mal funcionamiento de la frontera" con Marruecos

Manifestación en Melilla bajo el lema 'Melilla se muere'
PLATAFORMA EMPRESARIOS
Publicado 22/03/2018 0:02:20CET

MELILLA, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

Más de mil empresarios y comerciantes se han concentrado este jueves en Melilla --más de 2.000, según los organizadores, y unas 1.100, según la Policía-- para protestar por "el mal funcionamiento de la frontera" con Marruecos y el perjuicio que ello les está suponiendo en forma de "cierre de negocios o caídas de ventas superiores al 70 por ciento".

Bajo el lema 'Melilla se muere', la Asociación de Comerciantes de Melilla (Acome), la Asociación de Comerciantes Acsemel, la Asociación de Empresarios de Hostelería de Melilla y la Plataforma de Empresarios de Melilla se han unido para "exigir mayor fluidez en los pasos fronterizos, mayor control de la inmigración irregular, mejora de las infraestructuras, aumento de las plantillas policiales, menos restricciones al comercio transfronterizo y una apuesta real y rápida por el turismo marroquí y el paso de potenciales clientes del país vecino".

A juicio de los manifestantes, "una frontera mejor, más moderna, más limpia y segura, más fluida y lógica es vital para la economía melillense, para el sostenimiento de las empresas y los comercios y para el desarrollo económico y el futuro de una ciudad española aislada en el norte de África que si no empieza a desarrollarse y a mirar al otro lado de la frontera puede terminar asfixiándose".

Las organizaciones han asegurado que Melilla depende mucho de Marruecos. Por ello, han advertido de que "los negocios de Melilla no se sostienen sin el aporte económico del otro lado de la frontera, y por tanto, es crucial acabar con la mala gestión fronteriza y empezar a apostar por el comercio local y por crear un nuevo modelo de ciudad".

En este sentido, han aseverado que si la frontera no funciona, el comercio no funciona. "Necesitamos que se actúe ya, en el presente, medidas eficaces y rápidas, para partir de una base sólida y apostar por el futuro de Melilla", han reclamado, para añadir que "son los políticos los que tienen que aportar soluciones, como representantes de la ciudadanía".

"El problema está en la frontera y ahí es el Gobierno el único que puede mediar y gestionar para cambiar la situación", han concluido en una protesta que se ha desarrollado sin incidentes y encabezada por una gigantesca pancarta en la que se podía leer 'Melilla se muere'.