El PSOE rechaza los cambios que propone el Gobierno de PP en los viajes en barco desde Melilla a Málaga y Almería

Actualizado 27/04/2013 19:31:32 CET

MELILLA, 27 Abr. (EUROPA PRESS) -

El PSOE de Melilla ha mostrado su oposición al nuevo contrato marítimo que negocia el Gobierno de la Ciudad (PP) con la Dirección General de Marina Mercante, en el que se quiere cambiar los trayectos en barco desde la Ciudad Autónoma a Málaga y Almería a diurnos por nocturnos como hasta ahora, y reprocha al PP que pretenda realizar este tipo de cambios "sin consultar a nadie".

Su vicesecretaria general, Gloria Rojas, ha advertido al Ejecutivo del PP que "si persevera en el error y no aborda el cambio de modelo de transporte marítimo desde el consenso y escuchando a los melillenses, mucho nos tememos que nos vamos a encontrar con un pésimo contrato marítimo que va a perjudicar mucho a la ciudad y a los melillenses".

La dirigente socialista ha apuntado que "desde el PP nos vendieron que el contrato marítimo iba a ser una gran mejora y que los melillenses se han dado cuenta de que supone ir a peor, más cara y con menos barcos".

A su juicio, "ya conocemos la forma de trabajo del Gobierno de Juan José Imbroda (PP), primero se toman las decisiones, sin consultar con nadie, se cometen errores, y, en algunas ocasiones, rectifican", ha lamentado y puso de ejemplo la pista polideportiva que el Gobierno de la Ciudad Autónoma quería hacer junto a la cárcel y que finalmente fue paralizada por motivos de seguridad.

Rojas ha recordado que el PSOE discrepó del nuevo contrato de Navegación Marítima desde el principio, algo que fue contestado por Imbroda con "comentarios jocosos". "Quizá a Imbroda no le importe que al PSOE no le guste el nuevo contrato de navegación, pero debería importarle que no le guste a más del 80 por ciento de los melillenses", apuntó en referencia a encuestas como la realizada por el periódico 'Melilla Hoy'.

"Mientras gobernaba el PSOE, Imbroda pedía cuatro barcos y que el Estado asumiera todos los gastos que fuesen necesarios porque las autopistas de Melilla son el aire y el mar. Ahora se ponen 3,5 millones de euros de los impuestos de los melillenses y se hace un contrato marítimo de espaldas a los melillenses y a sus necesidades", ha censurado, habida cuenta de que "lo han hecho sin contar con los ciudadanos".

Precisamente a propósito de esta cuestión, Rojas se refirió a la reunión que el Ejecutivo mantuvo el pasado lunes con comerciantes de hostelería y empresarios y que, según aseguró el viceconsejero de Turismo, ésta fue la última reunión antes de acometer la confección definitiva del pliego de condiciones.

"¿Cómo es posible que el Gobierno del PP quiera llevar a cabo una modificación del modelo de transporte marítimo justificándola en darle un impulso al turismo de la ciudad y ni siquiera se convoque a la Junta Rectora del Patronato de Turismo?", se ha preguntado. Un órgano en el que están representados, entre otras entidades, la Cámara de Comercio, o los partidos políticos con representación en la Asamblea. "Como siguen sin escuchar a la ciudadanía, va a ser un pésimo contrato", ha concluido la número dos de los socialistas melillenses.