Aviso: Esta noticia tiene más de un año. Última actualización: 07/03/2013

Comparte coche en las bodas

Las bodas 'low cost' se apuntan a la práctica del carpooling

MADRID, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Cada vez más, los novios ofrecen a sus invitados la posibilidad de compartir coche para ahorrar costes y facilitar el desplazamiento hasta el lugar del enlace.

   Además del ahorro económico, es una forma de contribuir a la mejora del medio ambiente y de favorecer las relaciones entre invitados que no se conocen.

   Viajar en coche compartido o hacer carpooling es una práctica antigua y muy común en países europeos como Alemania, Bélgica o Francia. La crisis económica y la cada vez mayor concienciación social en materia medioambiental han propiciado el desarrollo de esta iniciativa que pone en contacto a conductores y pasajeros que quieren compartir los gastos de desplazamiento y contribuir a reducir las emisiones de CO2.

   No es de extrañar que la moda del carpooling haya llegado también a las bodas. Como consecuencia de la crisis, el gasto dedicado a este tipo de celebraciones en España ha caído en los últimos cuatro años y en 2011 descendió en un 10 por ciento con una media de 16.800 euros, según un estudio de la feria 'Las mil y una boda'.

   El banquete, el viaje de luna de miel, y los trajes de los novios son las partidas que se llevan la mayor parte del presupuesto, pero hay otros detalles como las alianzas, las invitaciones, las flores, las fotos, el vídeo y el alquiler de coche y autobuses, a los que también hay que hacer frente.

   Carlos Velarde, responsable de comunicación de la web para compartir coche Amovens.com, ve esta práctica como una solución en el tema de los desplazamientos: "La ilusión por casarse se sigue manteniendo, pero ahora los novios se preocupan y miran más el precio. Existen varias alternativas para reducir gastos, como celebrar el banquete un viernes o un domingo, alquilar los trajes o compartir coche para que los invitados se desplacen".

   Velarde añade que desde Amovens se ofrece la posibilidad a los novios de hacer "eventos privados" para planificar y facilitar la forma de llegar al lugar del enlace: "Las bodas se celebran a menudo en sitios aislados y de difícil acceso, por lo que es una forma de ayudar a los invitados en los desplazamientos y de ahorrar tanto en el alquiler de autobuses como en la gasolina".

   Además del ahorro económico, compartir coche en las bodas conlleva otros beneficios, como contribuir a reducir el impacto medioambiental al poner en circulación menos vehículos y poner en contacto a invitados que van a coincidir en la boda. "Ya sea porque son familia o porque han coincidido en la despedida, la mayoría de los invitados suelen conocerse de antes, por lo que animarles a compartir coche es una manera de crear y reforzar esos vínculos", explica el responsable de comunicación de Amovens.

   Por último, promover el coche compartido en las bodas es una forma de evitar que los novios tengan que preocuparse a última hora de cómo van a ir sus invitados al enlace. "A medida que se acerca la fecha de la celebración, casi siempre se suelen iniciar cadenas de emails, en las que las personas sin coche preguntan si alguien les podría llevar, un tema estresante para los novios que pueden solucionar fácilmente y con antelación a través de nuestra web", afirma Carlos Velarde.

SOBRE AMOVENS

Amovens.com es una plataforma que conecta a conductores y pasajeros interesados en compartir coche y gastos de viaje. Además, cuenta con más de 170 colaboradores, incluyendo empresas como el Banco Sabadell, Ford o Ericsson -que disponen de plataformas de carpooling privadas para que sus empleados compartan coche para ir al trabajo- así como universidades y ayuntamientos.

Cargando el vídeo....



CHANCE IMÁGENES
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies