Madrid estaba ocupado por una árida sabana hace 14 millones de años

Contador
Recreación de la sabana que se extendía por Madrid en el Mioceno Medio
MARCO ANSÓN
Actualizado 17/11/2017 18:12:16 CET

   MADRID, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

   Una sabana muy árida se extendía por el centro de la Península Ibérica, donde se enclava Madrid, durante el Mioceno medio, hace 14 millones de años, según un examen de restos de fósiles de mamíferos.

   Los resultados del estudio, realizado por la Universidad Complutense de Madrid y publicado en PLOS ONE, son producto de más de quince años de trabajo de campo y estudios paleontológicos previos de los restos de vertebrados fósiles encontrados en el sitio paleontológico de Somosaguas (Madrid), que permitieron a los paleontólogos inferir el tipo de ambiente que existió en el Mioceno medio en la parte central de la Península Ibérica.

   Este sitio fósil está ubicado en el Campus Somosaguas de la UCM, una característica particular, ya que hasta ahora se han descubierto sólo dos sitios paleontológicos en campus universitarios de todo el mundo (el otro se encuentra en Estados Unidos).

   El tamaño corporal de cada especie está muy influenciado por las condiciones ambientales del hábitat donde vive cada especie. Por ejemplo, los elefantes que habitan en lugares húmedos (como los de las junglas de Asia) son más pequeños que los elefantes que viven en lugares secos (como los que habitan en las sabanas africanas).

   "De acuerdo con esta premisa, la distribución de tamaños dentro de una comunidad de mamíferos puede ofrecernos información valiosa sobre su contexto climático", explica Iris Menéndez, investigadora del Departamento de Paleontología de la UCM y del Instituto de Geociencias (UCM y CSIC).

   En este estudio, los paleontólogos han podido inferir que el centro de la Península Ibérica fue testigo de un clima tropical muy árido con una alta estacionalidad de las precipitaciones. Después de un breve período húmedo, la estación seca anual podría durar hasta 10 meses. "Estos resultados confirman las inferencias previas sobre el ambiente de sabana de Somosaguas en el Mioceno, pero ubicando este hábitat en su versión más seca, estimada dentro de los límites entre la sabana y el desierto", dice Menéndez.

   Este estudio compiló la información de parámetros climáticos para más de 60 localidades actuales de África y Asia, incluida la información del tamaño corporal de las especies de mamíferos que habitan estas localidades.

   "Para este propósito, hicimos una recopilación de información sobre listas de fauna de mamíferos, sus tamaños corporales y parámetros climáticos para estas localidades, como temperaturas y precipitaciones. Sobre la base de estos datos, desarrollamos modelos estadísticos adecuados para la inferencia de diferentes parámetros climáticos en el pasado", dice el investigador de UCM.

   "Incluimos la información sobre las 26 especies de mamíferos encontradas en el sitio de Somosaguas, lo que nos permitió inferir el entorno en comparación con los conjuntos existentes", agrega.

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies