COMUNICADO: Alivia la sequedad y el enrojecimiento ocular utilizando lágrimas artificiales

 

COMUNICADO: Alivia la sequedad y el enrojecimiento ocular utilizando lágrimas artificiales

Actualizado 02/12/2016 11:51:20 CET

Madrid, 2 de diciembre de 2016.- El uso de gotas artificiales para los ojos es una práctica común entre una gran cantidad de personas que sufren molestias oculares, pero, ¿para qué se utilizan estas gotas artificiales?

   Las lágrimas artificiales o colirios se emplean para mantener la humedad del ojo porque las lágrimas naturales no se están produciendo en suficiente cantidad o se evaporan a una velocidad superior a la normal. Las consecuencias son picazón y enrojecimiento de los ojos. Las lágrimas artificiales ayudan a mantener de constante la lubricación ocular y a evitar que se produzcan lesiones mayores, de ahí que se utilicen como remedio para este tipo de afección en los ojos.

Factores que provocan picor y enrojecimiento en los ojos

   Una de las causas principales son las alergias, incluyendo las estacionales y la rinitis alérgica. También se puede producir sequedad en los ojos por infecciones bacterianas o de virus como la conocida y común conjuntivitis. Los irritantes químicos con los que estamos en contacto a diario como el cloro de la piscina, el maquillaje o el humo del cigarro también producen los síntomas relacionados con la sequedad y el enrojecimiento ocular.

¿Cuándo es preciso aplicar gotas artificiales?

   Las lágrimas se utilizan a nivel clínico principalmente para lubricar la superficie conjuntival. Es de gran importancia para pacientes que presentan carnosidades en sus ojos y que cada vez que parpadean se produce un cierto roce entre la lesión y el párpado, lo cual produce inflamación. El colirio minimiza el roce entre ambos.

   Otro uso extendido de las lágrimas artificiales es limpiar la superficie en el caso de que presente cuerpos extraños como arena o polvo. En estos casos, se procederá a lavar la superficie ocular para remover las partículas.

También se utiliza en los postoperatorios de cataratas para aliviar el roce entre las zonas inflamadas y el resto de la conjuntiva.

Los beneficios los colirios

   Los colirios están formulados para ayudar algunos problemas diarios comunes que pueden afectar a la salud de los ojos. En occulus.com.es encontrarás un nuevo concepto de salud ocular representado por gotas para los ojos y colirios con tratamiento para el día y para la noche. Estas gotas para los ojos rojos están formuladas para ayudar a reducir las molestias oculares ocasionas por la fatiga visual, infecciones o post operatorio. Son indicadas para controlar y aliviar los ojos secos y rojos. El uso de este tratamiento preventivo y reparador de gotas artificiales mejora el funcionamiento de la lágrima natural, reconstituye el equilibrio de la película lagrimal, reduce la inflamación y estimula las defensas inmunitarias del ojo frente a agentes infecciosos.

Forma correcta de aplicar las gotas en los ojos

   Para comenzar la aplicación debe inclinar la cabeza hacia atrás mientras se encuentra sentado o de pie. Con el dedo índice situado en la parte blanda que hay en el párpado inferior, tire hacia abajo suavemente. A continuación, presione suavemente las gotas que necesita en ese ojo haciendo que caigan dentro de la apertura creada anteriormente al tirar del párpado inferior. Una vez que se ha asegurado de que la gota ha caído de forma correcta en el ojo, debe soltar el párpado inferior de forma lenta y suave para que las gotas no salgan. Presione suavemente sobre el vértice interno de su ojo cerrado durante un par de minutos. Esto se hace para mantener las gotas en el ojo. Por último, seque el contorno de los ojos para eliminar el exceso de producto.

Pautas de aplicación

   Los colirios no deben ser manipulados con las manos sucias, sino que es fundamental lavarse de forma correcta las manos antes de cualquier aplicación. Con esta pauta de higiene se consigue evitar las bacterias o cualquier problemática causada por una mala aplicación del líquido oftalmológico.

   Además, es muy importante que la punta del recipiente que contiene las gotas no esté en contacto con ninguna superficie.

   Por otra parte, hay que recordar que el colirio no debe compartirse entre pacientes y que su conservación debe ser adecuada. Lo adecuado es que las gotas artificiales estén cerradas de forma correcta y guardar el recipiente en un lugar seco y fresco.

Cómo funciona un colirio.

   Una vez que has aplicado la cantidad necesaria de gotas artificiales, debe comenzar a actuar rápidamente aliviando las molestias. No hay duda alguna del alivio que se siente al aplicar el colirio en los ojos secos. Esto es debido a la lubricación que ejerce de forma instantánea.

Emisor: occulus.com.es

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies