COMUNICADO: La importancia del descanso y del sueño para nuestra salud

Sealy.Com
SEALY.COM
Actualizado 28/03/2017 12:31:35 CET

Madrid, 28 de marzo de 2017.- Hoy en día, tenemos tendencia a reducir nuestro tiempo de descanso. De hecho, se ha comprobado que nuestra sociedad actual duerme una hora y media menos que hace cincuenta años. Sin embargo, esta actividad biológica, que ocupa un tercio de nuestra vida, es esencial: nos proporciona energía y una buena salud.

Consecuencias de la falta de sueño

Actualmente sabemos que la reiterada falta de sueño puede tener efectos negativos. Cabe destacar que la falta de sueño influye en el aumento de peso. Bajo el efecto de la fatiga, el cuerpo aumenta la ingesta de hidratos de carbono: esto puede tener el efecto de cambiar los niveles hormonales y por lo tanto, del apetito. La falta de sueño también puede causar cambios de humor y pensamientos negativos. Las personas serán fácilmente irritables, impacientes y especialmente incapaces de concentrarse. Un estado que suele ir acompañado de hipertensión y problemas cardiovasculares. Finalmente, la falta de sueño puede afectar tu sistema inmunológico, que ya no será capaz de luchar contra las enfermedades. El sueño de calidad es esencial, por lo que es importante dormir bien y lo suficiente como para hacer frente a los retos de un nuevo día.   

¿Cuál es la mejor postura para dormir?

El sueño y el descanso son importantes para obtener energía suficiente y atacar un nuevo día en plena forma. La postura es una de las condiciones, por eso debemos entender cuál es la más adecuada.

   

-       Dormir boca abajo

Es cierto que no hay nada más agradable y que satisfaga más que caer dormido encima de la almohada boca abajo, pero esta posición no es la más adecuada para el cuerpo. Dormir de esta manera puede causar una tensión de los músculos del cuello, presión sobre la tráquea, los pulmones y el estómago, lo que provocará dificultades respiratorias ya que se perderá la capacidad de respirar profundamente. Por otra parte, varios estudios demuestran que las personas que tienen la costumbre de dormir sobre su estómago cada noche son más propensos a sufrir más dolores en el cuello que aquellos que duermen de lado o boca arriba. Cuando uno duerme boca abajo y con la cabeza de lado, somete a tensiones a su columna vertebral. Además, desequilibra la alineación de las vértebras. Así que está posición debe ser evitada, y sobre todo por mujeres embarazadas.

   

-       Dormir boca arriba   

A menudo se suele decir que ésta es la posición ideal para la buena salud del cuerpo. Aunque parezca absurdo para algunos, ayuda a mantener una buena apariencia, ya que la cara no pasa una serie de horas arrugada sobre una almohada. Por otra parte, esta posición no se recomienda a las personas propensas a los ronquidos y la apnea del sueño. Pese a ello, esta posición ayuda a mantener la espalda recta y no provoca tensiones en el cuello si disponemos de un buen colchón y un cojín adaptado a esta postura.

   

-       Dormir en posición fetal   

Esta sería la posición más común y, sin embargo, no es adecuada para todo el mundo. En la posición fetal, la columna vertebral no adopta su curvatura natural, es más, encoge la caja torácica, por lo tanto no le da el suficiente espacio para abrirse y absorber el aire necesario.   

Según la postura en la que durmamos, deberemos elegir correctamente nuestro colchón para evitar dolores cervicales o lumbares, escogiendo uno adaptado.   

¿Cómo elegir el mejor colchón?

Para obtener un sueño reparador, deberás poder descansar lo mejor posible. Una de las condiciones, es tener un colchón adaptado a tus características. Para escogerlo, deberás tomar en cuenta una serie de factores.   

Tu postura al dormir: si sueles dormir boca arriba, será aconsejable que adquieras un colchón firme, pero si duermes de lado o boca abajo, será mejor que optes por un colchón con menos firmeza.   

Un colchón para ti solo o para dos personas: si compartes cama, deberás decantarte por un colchón que aísle perfectamente los movimientos de tu pareja, como un colchón de tradicional con muelles ensacados individualmente o un colchón visco elástico con buena absorción de los movimientos.

Tu morfología: el colchón tendrá que adaptarse a la forma de tu cuerpo, según tu peso y lo que midas. De la misma manera, si eres propenso a transpirar o a moverte mucho durante la noche.   

El precio del colchón: según tu presupuesto, podrás optar por una lista más o menos larga de colchones. No olvides comparar su calidad-precio para saber si vale la pena invertir en él y el periodo de garantía del producto te puede dar pistas sobre su durabilidad. Existen colchones de excelente calidad y realmente cómodos a precios totalmente asequibles, de la misma manera, existen colchones carísimos que no corresponden a la calidad esperada.

De hecho, la mejor manera de elegir un colchón es dirigiéndose a un equipo de profesionales en el sector que proponga una gama de colchones adaptados a cada persona. Asimismo, la gama de colchones Sealy, líder en el sector, propone una gran variedad de colchones de máxima calidad y a los mejores precios. Tienen una amplia experiencia en la concepción y fabricación de colchones con el máximo confort: su objetivo es innovar y encontrar las mejores soluciones para proporcionar a sus clientes un sueño confortable y de calidad. Una de sus novedades consiste en un colchón híbrido, en el que se combinan dos tipos de tecnologías de lo más avanzadas para garantizar el mejor descanso.   

Por último, es importante recordar que la mayoría de los colchones deben ser volteados y girados de forma regular y deben ser renovados, por norma general, cada diez años. También hay que cuidar la higiene de éste, ya que a la larga, puede existir una proliferación de ácaros y bacterias que pueden perturbar nuestro sueño, y por consiguiente, nuestra salud.

Para más información:    

Empresa: OlimpoMarketing

Autor: Pedro Fernández

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

Mejora la comunicación de tu empresa con Europa Press Comunicación

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies