El 90% de las tortugas marinas que llegan varadas a las costas de la Comunitat son devueltas al mar, según Cotino

Actualizado 29/12/2009 18:07:28 CET

VALENCIA, 29 Dic. (EUROPA PRESS) -

Cerca del 90 por ciento de las tortugas marinas que llegan varadas a las costas de la Comunitat Valenciana son devueltas al mar, aseguró hoy el vicepresidente tercero y conseller de Medio Ambiente, Agua, Urbanismo y Vivienda, Juan Cotino, quien agregó que este alto índice de recuperación se debe "a los cuidados que reciben los animales tras pasar por las instalaciones del Centro de Recuperación de fauna La Granja de El Saler y de L'Oceanogràfic".

Cotino realizó estas declaraciones en la reintroducción de cuatro ejemplares de Tortuga boba, especie marina que se encuentra catalogada "en peligro de extinción", en la playa de la Punta, en el área de Reserva del Parque Natural de La Albufera, tras compartir una jornada de limpieza de esta playa con voluntarios que se acercaron a la zona, según informó hoy la Generalitat en un comunicado.

"Esta es una playa especial por un doble motivo", explicó Cotino, quien dijo que es un área de reserva del Parque porque es utilizada como lugar de nidificación de numerosas especies de aves de especial interés. "Precisamente, esta es la causa por la que es el único tramo de playa de nuestro litoral que no se limpia mecánicamente, por lo que periódicamente es necesario limpiarla aprovechando la participación de los voluntarios", apuntó.

"Pero además, esta es justamente la playa donde nacieron, en 2007, las primeras tortugas marinas de las que se tiene constancia en varias decenas de años en el litoral de la Comunitat Valenciana", recordó el conseller.

Los diferentes ejemplares de tortuga habían llegado a La Granja por diferentes causas, que hacen necesaria su acogida y recuperación, como la captura accidental con redes de arrastre o enmallamiento (66 por ciento) y los anzuelos alojados en esófago, estómago o intestino de las tortugas (18 por ciento).

Desde 1991 en el Centro de Recuperación de Fauna La Granja de El Saler ha acogido más de 300 tortugas bobas vivas, de las que cerca del 90 por ciento han podido ser devueltas al mar.

Las actuaciones de acogida y recuperación de tortugas marinas y delfines que aparecen varadas en las costas de la Comunitat Valenciana se enmarca en la Red valenciana de varamientos y cuenta con el apoyo, además de la Conselleria, de la Universitat de València, el Oceanográfico, los Ayuntamientos del litoral de la Comunitat, las Cofradías de Pescadores, la Cruz Roja del Mar y la Guardia Civil.

Además, en 2007 se inició una campaña de colaboración con los pescadores de la Comunitat para que recojan del mar los ejemplares varados y los entreguen a las autoridades, que ha supuesto un aumento de ingresos en los Centros de recuperación de fauna en 2007 y 2008 respecto de los años anteriores.

"Es importante destacar que todos los ciudadanos pueden colaborar con las diferentes entidades que forman parte de la Red valenciana de varamientos y necesitamos que lo hagan. Cuando avisten alguna tortuga herida deben llamar al 112, es decir, al teléfono de Emergencias de la Generalitat para que se ponga en marcha un dispositivo que traslade el ejemplar herido lo antes posible al Centro de Recuperación de Fauna La Granja de El Saler", apuntó Cotino.