Alerta ante el 'ébola del olivo'

 

Alerta ante el 'ébola del olivo'

Jornada en Valencia sobre la bacteria 'xylella fastidiosa'
EUROPA PRESS
Publicado 10/05/2016 12:05:05CET

Reclaman una "gran alianza política y científica" con inversión para lograr controlar, detener o curar esta bacteria

VALENCIA, 10 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-Asaja), Cristóbal Aguado, ha alertado este martes sobre la bacteria 'xylella fastidiosa', también conocida como el "ébola del olivo", que ya ha acabado con "miles y miles" de olivos en Italia y afecta también a cítricos, muchos frutales, ornamentales y viñedos. "Pone en peligro a toda la agricultura mediterránea".

Así lo ha explicado ante los medios Aguado antes de participar en una jornada organizada por AVA-Asaja, en la que han participado el presidente de la Generalitat, Ximo Puig, y la consellera de Agricultura, Elena Cebrián, para abordar esta "bacteria extraordinariamente peligrosa" que está en Italia, Marsella y Córcega, que posee "una capacidad de mutación extraordinaria" y que, como ocurre con las plagas, "no ha venido para irse, sino para quedarse".

Ha asegurado que la 'xylella fastidiosa' es "la gran preocupación" junto a la 'mancha negra' y el 'greening', porque pese a que se están intentando hacer "cordones de seguridad" para frenar su expansión, está superándolos y amenaza, de momento, a toda la agricultura italiana, francesa y del este de Europa.

Dado que la climatología es parecida y resulta benigna para la bacteria, Cristóbal Aguado ha advertido de que podría acabar en España y actualmente no existe cura más allá de la prevención. "Si llega a Valencia los palos van a ser tremendos: olivos, frutales, ornamentales, viñas... imaginad lo que sería Valencia", ha alertado, para incidir en que hasta los olivos milenarios presentes en la región "pasarían al olvido".

Por ello, ha instado a combatir la bacteria con una "gran alianza política y científica", con inversión y el apoyo de las empresas agroquímicas, dado que plagas como esta "pueden acabar con nuestra agricultura" y precisan de una respuesta global, con inversión y búsqueda de productos capaces de controlar, detener o curar esta bacteria.

CONTROLES FITOSANITARIOS

Por su parte, Ximo Puig ha indicado que esta bacteria es "casi como un cáncer" porque además de su poder de destrucción, "tarda en detectarse" y ha apostado por "medidas preventivas de control fitosanitario" más rígidas.

En este sentido, ha indicado que Europa, "que cierra fronteras para las personas de una manera impresentable, podría dedicarse más a cerrarle fornteras a las plagas, sería una mejor salida".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies