Armengol convierte el claustro de La Nau en un tablero de juego para experimentar con su "luz propia"

Exposición 'El juego del color' de Rafael Armengol
EUROPA PRESS
Publicado 12/04/2018 14:13:38CET

El centro cultural inaugura también una exposición que viaja por los 40 años del Festival Ensems

VALÈNCIA, 12 Abr. (EUROPA PRESS) -

El pintor valenciano Rafael Armengol inaugura este jueves la exposición 'El juego del color', una intervención que transforma el Claustro de La Nau de la Universitat de València (UV) en un tablero de juego en el que el creador experimenta con su "luz propia" e interpretar el método cromático de Juan Lluís Vives.

El proyecto expositivo, que se inaugura este jueves a las 18.30 horas, ha sido presentado en rueda de prensa en la que han intervenido el artista, Rafael Armengol, el vicerrector de Cultura de la UV, Antonio Ariño, y el comisario, Martí Domínguez.

'El juego del color' cuenta con siete grandes paneles de metacrilato, situados entre las columnas del claustro, que muestran la gama de colores extraída a partir de distintas intensidades de los tres colores primarios: rojo, amarillo y azul.

Estas vidrieras estarán acompañadas por dos lienzos de Armengol sobre la figura de Juan Lluis Vives, tratando de seguir su método cromático; mientras que la primera planta del Claustro muestra tres grandes mosaicos, de tres por tres metros, con la imagen de la ampliación de la obra de Tiepolo, 'Joven con mandolina', con diferentes resoluciones de cuadrícula.

"El color es la luz, y el color impreso son en realidad materias coloreadas. Las materias coloreadas tienen unas vibraciones que el ojo recoge. El color que vemos es un rebote de la luz sobre un elemento, y ese elemento absorbe unas radiaciones de luz y expide otras. Lo que expide es lo que nosotros llamamos color", ha explicado Armengol.

El comisario de la exposición, Martí Domínguez, considera que Armengol ha construido su trabajo sobre la teoría del color de Newton y sobre la idea de la "visión de la imagen en los mass media".

El proyecto del pintor valenciano se completa con la proyección de un audiovisual donde, tanto él mismo como Domínguez, relatan la teoría del color y su aplicación pictórica, en una instalación que tiene como objetivo "animar al público a adentrarse en la naturaleza del color".

En este sentido, para acercar el proyecto a la sociedad, la Colección Martínez Guerricabeitia y el Vicerrectorado de Cultura organizan visitas guiadas y actividades didácticas gratuitas abiertas.

Se trata de "actividades socioeducativas" que consisten en un taller de experimentación y una visita interactiva, que tratará de resolver algunos "interrogantes" que genera la obra expuesta con la ayuda de objetos y materiales.

Asimismo, los visitantes aprenderán a "interpretar y reinterpretar" la realidad que se muestra en forma de obra pictórica delante de ellos jugando con los colores, las composiciones y la relación de los elementos que intervienen.

De esta forma, se pretende el "reconocimiento del valor social" de la obra, así como la implicación del público en la observación, la contemplación y la interpretación; la promoción del desarrollo creativo; y la potenciación de la participación social mediante la práctica artística y cultural.

"EVOLUCIÓN DE LA MÚSICA CONTEMPORÁNEA"

Por otra parte, el centro cultural de la UV también ha presentado hoy la muestra 'Tal como suena. ENSEMS, 40 años (1979-2018)', que refleja la evolución de la música contemporánea a través de Ensems y la trayectoria del festival mediante carteles, fotografías, grabaciones sonoras y audiovisuales.

Esta ha sido presentada este jueves con la presencia de los comisarios del proyecto, Jorge García y Toni Picazo, la directora adjunta de Música y Cultura popular valenciana del Institut Valencià de Cultura (IVC), Marga Landete, y el vicerrector de Cultura de la UV, Antonio Ariño, y permanecerá abierta hasta el 6 de mayo en la Sala Oberta del Centre Cultural La Nau.

La muestra pretende exhibir la trayectoria del festival a través de una selección de una treintena de carteles, medio centenar de fotografías, partituras, programas de mano, publicaciones y grabaciones sonoras y audiovisuales interpretadas en Ensems, entre otros documentos, procedentes tanto de colecciones públicas como de privadas.

La exhibición está planteada como una "retrospectiva", pero no sigue un orden cronológico, como ha indicado Picazo, y pretende "poner de relieve" el "destacado" papel del festival español más antiguo, entre los dedicados a la música contemporánea y de vanguardia, en el contexto nacional e internacional.

De hecho, Ensems ha estrenado en España obras de Cage, Carter, Dusapin, Feldman, Ferneyhough, Henze, Hindemith, entre otros, y ha ofrecido estrenos absolutos de la mayoría de los compositores españoles y valencianos de la órbita contemporánea.

Asimismo, ha convocado sobre sus escenarios grupos y solistas tan destacados como Arditti String Quartet, Las Percusiones de Estrasburgo, Stefano Scodanibbio, Terry Riley, Gavin Bryars, Renaud Capuçon, Cuarteto Diotima, FrancescoTristano, Roberto Fabbriciani, Alva Noto o The Hilliard Ensemble, junto a un buen número de intérpretes valencianos o del resto del Estado.

El festival nació en 1979 por iniciativa de Llorenç Barber, componente del grupo Actum, como una "prolongación" de las actividades del grupo. Su organización, privada al principio y luego pública, ha recaído en el historiador de la música Pep Ruvira y los compositores Lorenç Barber, Rafael Mira, César Cano, Joan Cerveró y Voro García, que dirigirá la edición de 2018. Así, las primeras ediciones se realizaron con "pocos recursos y mucho entusiasmo".

En sus cuarenta años de existencia Ensems ha sido el "catalizador imprescindible" de la música contemporánea en Valencia y ha sabido construir un público "apasionado, intergeneracional y heterogéneo".